10 julio 2007

Dos periodistas, dos Marruecos

El Juzgado de instrucción número 4 de los de Almería ha dictado apertura de juicio oral contra Saíd Ida Hasán, corresponsal en Madrid de la agencia de información oficial marroquí (MAP), que fue denunciado por injuriar al corresponsal de El mundo en Rabat, el periodista Alí Lmrabet.
Alí Lmrabet, ex diplomático
y periodista magrebí, 
goza

de la manifiesta antipatía
del régimen alauí y de
sus aliados políticos
Los hechos denunciados ocurrieron en la Universidad de Almería, el 22 de abril de 2005, cuando Lmrabet pronunciaba una conferencia sobre la inmigración en Marruecos. Finalizada la exposición del ponente se abrió un debate que fue interrumpido por el periodista Ida Hasán, conocido en medios profesionales por el afán con el que se emplea siempre y en todo lugar para ensalzar o defender al régimen y al monarca marroquíes.
No es la primera vez que Ida Hasán organiza un numerito cuando alguien critica al gobierno u otos aspectos del país magrebí, máxime si salen a colación el actual rey, Mohamed VI, o su padre, Hasán II.
Con motivo del Fórum Social de Barcelona, en junio de 2005, el periodista y defensor forofo de la dictadura marroquí recurrió al insulto y a la descalificación personal en un intento de poner fin a la conferencia del sindicalista y militante de derechos humanos saharaui Alí Salem Tamek; aunque en esta ocasión los organizadores fueron menos tolerantes que en Almería y el servicio de orden expulsó de la sala al fanático Ida Hasán.
Otro tanto acaeció en el Ateneo de Madrid, en abril de 2006, durante la conferencia sobre el Sahara Occidental que acogió la entidad cultural.
Ida Hasán es miembro destacado del Sindicato Marroquí de Periodistas, una de tantas organizaciones gremiales a las que acostumbran a afiliarse los periodistas "de orden" para no "contaminarse" con el resto de trabajadores en un sindicato de clase, y a pesar de sus probadas actitudes filofascistas, cuenta con el respaldo de la singular organización Reporteros sin Fronteras.

2 comentarios:

  1. hola félix! se te echaba de menos en la blogosfera, pero veo que vuelves con la contundencia acostumbrada, se agradece. lmrabet es el mejor exponente del doble rasero con que se miden las cosas. aunque basta recordar la amistad de nuestra casa real con la familia real alauí para abundar en esta percepción! bicos.

    ResponderEliminar
  2. Si Ali Lmrabet hubiese sido preso de conciencia en Cuba, en vez de en Marruecos, habrían sido diferentes las reacciones en su día. Para Amnistía Internacional no, pero para los que seleccionan presos de conciencia de según que zona para sus campañas propias, seguro que sí.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.