29 noviembre 2008

Los calcetines de la "aguerrida" condesa de Murillo se venden bien

Los medios de información de las Españas --¡casi todos!-- se han lucido.
Los calcetines de la presidenta madrileñista en la simpática rueda de prensa que ofreció en la villa y corte --recién llegada-huida del infierno de Bombay-- y el relato de la aventura vivida por tan aguerrida dama han merecido más atención y más comentarios periodísticos que la tragedia que han sufrido decenas de miles de indios. La realidad india es asunto menor e incómodo... ¡No vende!
El diario ABC --nada sospechoso de anti-aguerrismo-- ha difundido la carta en la que Pablo Cancelo Serrano, ciudadano español residente en la ciudad asiática, pone de manifiesto la vergüenza ajena que ha sentido al comprobar la profunda "sensibilidad" y el "humanismo" demostrado por...
Para colmo, la actitud de doña Esperanza Aguirre y Gil de Biedma, la muy católica condesa de Murillo, no ha sido precisamente la de una lideresa, pues ha demostrado una vez más su absoluta carencia de empatía social, pues no hace falta ser anti-Aguirre, ni ácrata, ni de Izquierda Unida, ni socialmente avanzado para ver el ombligo o ego que tantos medios han procurado disimular e incluso ocultar.
Todo ello sin entrar en camisas de más de once varas, pues resulta un tanto chocante que la presidencia de una comunidad autónoma ejerza de introductora o de avalista de no se sabe qué en uno de los paraísos de mano de obra barata que tanto anhelan los empobrecidos empresarios de Occidente (¿deslocalizaciones de producción española promovidas o amparadas por una institución pública española?...)
..
ENLACE a la serie de fotos difundida ayer por The Big Picture, que tienen el valor informativo del que carece la imagen que acompaña este texto pero que, sin embargo, ha sido una de las más difundidas por los medios españoles.
..
SOBRE el baño de sangre habido en India, vale la pena leer estas dos reflexiones: "El dedo en la llaga", en el blog de Javier Ortiz; y "Onde está a condena dos musulmáns moderados?", en Outra Visión.

6 comentarios:

  1. Como llevas razón en todo, una vez más, a saber: en la más que dudosa espantada de nuestra Lideresa, en la falta de sensibilidad de los medios españoles ante la muerte de 200 personas, en la sospechosa excursión a un país de mano de obra barata... Yo me volveré a centrar en "los calcetines". Son ellos toda una operación de marketing o márquetin ridícula y bochornosa. ¿Alguien se cree, en este país, que pudiendo haber salido la primera de la situación no ha tenido tiempo de calzarse aunque sea unas "manoletinas"? No, ella y sus asesores han querido dar la imagen de persona del pueblo sin darse cuenta, o a lo mejor por dársela, que los ciudadanos de a pie se quedaban en Bombay en situación de incertidumbre. Lo de esta señora, lo de su populismo y lo de sus voceros empieza a ser de juzgado de guardia. Baraka Aguirre es una inverecunda.

    ResponderEliminar
  2. Un ejemplo más de ombligología es una noticia aparecida en la edición local de Coruña de un periódico por lo general bastante serio. Pero en este caso debo confesar mi perplejidad cuando vi como se aprovechaba la noticia del atentado en la India para hablar (atención) ¡¡del glorioso palacio de Maria Pita¡¡. Calcetines y el coruñesismo más ridículo, todo en un día y en el mismo periódico. En fin.
    http://www.lavozdegalicia.es/coruna/2008/11/28/0003_7352310.htm

    ResponderEliminar
  3. Cierto es todo lo que dices. Parece más rentable hablar de calcetines y no de la excursión a un país con mano de obra barata y criminal, o de las personas que han muerte en este atentado. Da pena y asco el asunto.

    Un beso,
    M

    ResponderEliminar
  4. Vaia, que simpáticos, nin me fixara.

    Un saúdo e gracias polo teu comentario en ALM, amigo Félix.

    Carpe Diem

    ResponderEliminar
  5. Home, claro q lle daba tempo de poñer uns zapatos, o dos calcetíns sería para non manchar de sangue os zapatos de marca, non?
    Que o sangue límpase fatal...

    ResponderEliminar
  6. Pasados unos días, desde tan excelente comportamiento, y haber dado el tiempo suficiente para que cada uno se retrate, podemos observar que:

    Cierta prensa utiliza su amplia difusión, para hacer de propagandista de la Espe, defendiendo, a capa y espada, su actuación, sus declaraciones y sus insultos, “bellacos” y “miserables”, dedicados a todos cuantos no comulgan con ruedas de molino y critican su representación con cámaras y focos de lo mucho que tuvo que sufrir, ella, en Bombay.

    Hemos llegado a tanta sinrazón y populismo, y es tan triste y descorazonador comprobar los bajos niveles de moralidad pública en ciertos/as representantes del pueblo, jaleados como “lideres/a”, que la gente acaba generalizando y este tipo de comportamiento se hace extensivo, para su desprestigio, a toda la clase política.

    Posiblemente, es lo que se pretende.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.