14 mayo 2010

¿Es una sorpresa el recorte del gasto social?: ¡No!

La decisión del Gobierno que preside Rodríguez Zapatero de enjugar déficit recortando gastos sociales era previsible. Desde 1982 los teóricamente socialdemócratas españoles han dado pruebas de que incluso están alejándose de la socialdemocracia.
En realidad, en Europa quedan muy pocos socialdemócratas y la mayoría de ellos ya no están en el PSOE, ni en el laborismo británico, ni en el PS francés, ni el SPD alemán y mucho menos en el PSI --del partido que lideró el saltimbanqui Betino Craxi, que era amigo personal de Silvio Berlusconi, no queda nada.
Recién muerto el general Franco (1975), los escasos cuadros que poseía la socialdemocracia española ya dieron pruebas de que sus criterios eran los propios del centro, con tendencia a pactar con la derecha civilizada e incluso integrarla en sus filas. Solchaga y Boyer fueron ministros de Economía psocialistas, lo cual es harto clarificador al respecto...
¿Recuerda usted cuando Solchaga alardeaba de que España era el país europeo donde más rápido se podía hacer rico un empresario?
Rodríguez Zapatero
..
El PP es fiel a sus orígenes
¿Y el PP? El PP de antes, Alianza Popular, y el PP actual ha sido y es lo que debe y lo que cabía esperar; tanto con Fraga como con Hernández Mancha, Aznar López y con el actual ¿líder?, Mariano Rajoy.
El PP ha sido y es la formación heredera del franquismo, esa derecha ultranacionalista, católica preconciliar y cuyos sostenedores han renunciado al golpismo porque económicamente ya no es rentable.
Pero volvamos al PSOE de Rodríguez Zapatero, que apenas es distinto del de Felipe González... ¡Que flaca es la memoria! Los recortes presupuestarios que ha diseñado el Gobierno actual son los que deben ser si se analiza la trayectoria del zapaterismo sin aditivos. Quienes esperaban otra cosa quizá habían olvidado la esencia de la socialdemocracia posfranquista, que es una de las más representativas de la izquierda caviar europea: mucha política sectorial epatante, pero cuando se trata de hacer transformaciones con calado y duraderas, poca cosa y el valor trabajo relegado...
El zapaterismo giró hacia la corrección tras las últimas elecciones legislativas. No ha engañado a nadie, salvo a los que soñaban; legítimamente, sin duda, pero soñaban.
..
La derecha puede seguir siendo extrema
EL PSOE aplica políticas de centro y de centro-derecha y la dirección del PP reacciona como un monigote de feria, sin razonar, aunque quizá se pueda permitir ese lujo porque es más consciente que el propio PSOE de que el analfabetismo político del español medio es sólido. Al fin y al cabo el franquismo hizo muy bien los deberes y dejó una herencia tan alargada como el ciprés de Gironella.
En fin, la economía de España --no la de los ciudadanos españoles en general-- remontará gracias a los recortes presupuestarios que cargan sobre las clases medias-medias, medias-bajas y bajas (autónomos, funcionarios, pymes y todos los asalariados en general); en tanto que las clases medias altas y las altas (las menos castigadas por la recesión causada por la gran banca y por los operadores financieros) mantendrán sus privilegios y rápidamente recuperarán el ritmo de sus ingresos.
Rodríguez Zapatero ha sido fiel al PSOE posfranquista y al felipismo; con otro estilo, cierto, pero es un excelente progresista de salón, así lo prueba al contentar al sistema de forma eficiente. El PP no lo haría mejor, los políticos bobos como Rajoy y los de la Gürtel incluso romperían los juguetes...

4 comentarios:

  1. A mí no me sorprende nada.

    saludos

    ResponderEliminar
  2. A estas alturas a mi tampoco me sorprende nada, pero eso no significa que mi indignación deje de crecer.
    Estupendo tu artículo, Félix.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Cierto como el evangelio aunque Felipe nunca recortó los salarios de los funcionarios. Como mucho congeló.
    ¡País!

    ResponderEliminar
  4. Genial su post de hoy.
    Yo quisiera añadir algo:
    ¿Es esto todo lo se le ocurre a este progre de salón, llamado Zapatero, para contener el déficit?
    ¿Para cuándo deja la reducción del número de ayuntamientos, colindantes o prácticamente despoblados, con sus correspondientes miríadas de concejales, alcaldes, edificios públicos, funcionarios y servicios redundantes? ¿Cuántos municipios constituyen hoy la Ciudad de Madrid?, por ejemplo. La distribución de los mismos tal vez tuvo sentido en el siglo 19, cuando había que cruzar un puente a pié, bajo la lluvia, para ir de Cee a Corcubión, o subirse a un caballo para llegar de Ferrol a Narón antes de que amaneciese. Pero… ¿Sigue teniendo sentido hoy en día mantener esta distribución territorial, geográfica y políticamente anacrónica?
    ¿Para cuándo la desaparición de las diputaciones?, inútiles en un estado autonómico consolidado.
    ¿Y qué ocurre con el fraude fiscal…? Léase, consultas privadas de médicos -miles de ellos- y otros servicios de profesionales liberales que todos sabemos que se forran de dinero negro…
    Si tenemos una de las mejores policías del mundo -si no la mejor- a la hora de investigar los movimientos de terroristas y otros malhechores, ¿por qué no la empleamos para que den lecciones a Hacienda de cómo investigar a los defraudadores del fisco? No es necesario pillarlos a todos, sino sólo escarmentar a algunos, para que los demás se vayan poniendo a la vía.
    Pero es que la pregunta, en realidad, es la siguiente: ¿de qué vá este presidente "de izquierdas"? Éste es tan de izquierdas como Rajoy, pero, eso sí, más modernito, con su ministerio de Igualdad, y todo eso de lo que, ni se come, ni da de comer más que a ciertos oportunistas.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.