12 agosto 2010

España es el país de Europa occidental que peor trata a sus jóvenes

Cinco de cada diez menores de 25 años carecen de empleo y la tasa va en aumento
..
Más de la mitad de los jovenes españoles (ciudadanos de hasta 24 años de edad) carecen de empleo y más de la mitad de ellos ni siquiera estudian.
El único país de la Unión Europea (UE) que padece un drama humano, demográfico, cultural y económico comparable es Letonia (con más del 40 % de desempleo juvenil), país cuyo empeño en entrar en la moneda única (el euro) está causando más daños sociales que ventajas económicas.
La de España es, sin duda, la situación más preocupante de Europa occidental --las comparaciones con los países ex soviéticos --casos de Letonia, Eslovaquia o Rumanía-- son interesadas y/o absurdas.
A pesar de tan alarmante situación, la cada vez más reducida clase dirigente española --la elite que establece los hábitos y valores sociales, económicos, intelectuales y políticos-- obvia el peligro que supone para el futuro que más de la mitad de los jóvenes carezcan de horizonte, lo que constituye un escenario favorable para que germinen, crezcan y florezcan alternativas nihilistas, intolerantes y patrioteras (la semilla del fascismo y de las guerras).
Pero esa realidad no es flor de un día por mucho que la derecha posfranquista (PP) se empeñe en repartir culpas y negar las suyas; ese tipo de deterioros se larvan durante años y años.
Por ende, en el caso de las Españas se trata de una herencia que la admirada Transición consolidó y que se ha visto agravada por las prácticas de una socialdemocracia (PSOE) que --dejando de lado significados estériles y políticas sectoriales-- se ha negado y se niega a asumir el papel que le corresponde, que no es hacer la revolución --esto ya se da por descontado-- sino racionalizar la economía y no ceder jamás en los principios que informan un Estado democrático de Derecho... Pero ni siquiera eso han afrontado los gobiernos del tú o yo (bipartidismo).
..
La sensatez escasea
No hace falta tener un cerebro privilegiado, ni pagar uno más de esos estudios que engordan bolsillos privados para saber que un país no puede tener a la mitad de sus jóvenes en el trastero, condenados a trabajar prácticamente gratis (becarios y estudiantes en prácticas), a vivir gracias a sus padres, a envenenar su humanidad con entretenimientos basura, a drogarse, a delinquir, a ejercer de putas/os, o a emigrar...
Sin embargo, a fecha de hoy, los grandes problemas ¿ideológicos? y mediáticos que ocupan a la clase dirigente son los toros, los mercados financieros (especuladores) que provocaron una crisis de ámbito planetario, las primarias del PSOE madrileño, el afán de gobiernos autonómicos --como el de Galicia-- empeñados en gastar en alardes más de lo que sus comunidades producen y recaudan; los pleitos identitarios que alimenta el españolismo uniformador, la construcción de infraestructuras que son innecesarias y carecen de retorno económico, etcétera...
¿Qué esperar de una economía y de una sociedad que permite embrutecer a sus jóvenes, explotarlos, ningunearlos e incluso despreciarlos?
A la postre, es lógico que muchos de esos jóvenes estén adocenados, que sigan cual corderitos sin rebelarse, que levanten el brazo a la romana para huir hacia delante, o que emigren.
..
CON ANTERIORIDAD:   
"La rica España desperdicia la inteligencia y el trabajo de los jóvenes" (incluye enlaces a otros post);    
"Alcorcón, ¿es un caso aislado u otro aviso?";   
"Malasaña: Sembrar vacíos genera tempestades";   
"¡Quítenme a mi hija!" y    
"¿Estudiar en España?, ¿para qué?".

4 comentarios:

  1. Y, mientras, los políticos tratando de convencernos de que debemos posponer la edad de jubilación. Los jóvenes están mejor en casa y los viejos trabajanto hasta el final de su vida. Todo sea por el futuro de la Seguridad Social. Eso nos dicen...

    ResponderEliminar
  2. Estoy de acuerdo con Escato, los abuelos trabajando hasta la extenuación y los jovenes con 30 y mas años esperando un puesto.
    Pero no importa, como los sindicatos van a solucionar el tema, les enchufan unos cuantos millones. esto es jauja.

    ResponderEliminar
  3. A HELIO,
    En mi opinión, le ruego que piense lo que voy a decir, se equivoca de "objetivo".
    Los sindicatos arrastran defectos e hipotecas para poder seguir existiendo, pero los que toman las decisiones y los que marcan lo que ocurre en la vida económica y laboral no son los sindicatos, sino los legisladores (congreso y senado) y los empresarios (ante todo la banca y las grandes corporaciones).
    Se ha instalado la creencia (¡¡¡creer no es saber!!!) conforme la cual debido a que los sindicatos cobran del erario público incumplen parte de sus funciones. Puede ser, ciertamente, pero el origen del problema y del drama que arrastran los jóvenes españoles no esta en los sindicatos, ni tampoco el régimen democrático. La raíz de que el sistema político y legal permita perversiones socio-laborales esté, en todo caso, en la cobardía política de los legisladores (los diputados y senadores elegidos en las elecciones generales).
    Simplificar la realidad y la interpretación que se hace de ella es lineal, incluso proporciona explicaciones aparentemente lógicas y "tranquilizadoras", pero esa es la "trampa".
    Sin duda, es positivo criticar todo, incluidos los sindicatos, pero es perverso culparles de situaciones que ellos no pueden en ningún modo controlar.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Felix, solamente creeré en los sindicatos cuando sean imparciales, independientes, vivan de las cuotas de sus afiliados y de verdad defiendan a todos los obreros, incluidos los parados. Conozco perfectamente la politica de los sindicatos, y no de ahora desde hace mas de 30 años, tambien tengo algun familiar que los sufrió en sus carnes.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.