07 abril 2011

Mas, líder del centro-derecha catalanista, deja claro a quien sirve

El presidente de la Generalitat de Catalunya, Artur Mas (CiU), ha emplazado a la ciudadanía a que acepte resignada los sacrificios que impone el sistema financiero y renuncie a parte de las escasas conquistas sociales de las que gozan los españoles (catalanes incluidos).
El líder del centro-derecha catalanista ha ido más lejos, ¡todavía más!, y ha emplazado a los ciudadanos a «no hipotecar el futuro de sus hijos». Eso se llama cinismo.
Es más, el President ha llegado a decir que negarse al sacrificio que imponen los mercados financieros supondría convertirnos en «la generación más egoísta de la historia»... ¿?
Vamos, que según Mas, aquí y ahora todo el mundo tiene trabajo, la presión fiscal está equilibrada y bien repartida y el salario medio es de 2.000 euros al mes después de impuestos, de modo que la ciudadanía está descapitalizando a las empresas y a las arcas públicas...
La imaginación de algunos no tiene límites.
Por si usted, amable lector/a, no se había enterado, el líder del centro-derecha catalanista nos hace ver lo que debemos ver: las hipotecas económica, social y política que arrastra la sociedad son responsabilidad de los ciudadanos, no del sistema, por lo que son los ciudadanos los que deben sacrificarse para salvar el futuro de sus hijos... y de paso salvar el peculio de los especuladores y de los directivos de los bancos que generaron la actual recesión y los males derivados de ella.
Gracias, señor Mas, por compartir sus cuitas.
Artur Mas es otro ejemplar servidor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.