27 septiembre 2011

La aguerrida lideresa del PP relaciona el 15-M con un hipotético golpe de Estado

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, dejó ayer meridianamente clara la esencia de su personalidad política y, de paso, demostró que su formación en Historia es patética.
La estupidez ahistórica que argumentó la aguerrida lideresa evidencia también corta inteligencia como analista y, por si fuera poco, llegó a conclusiones que confirman su empeño en denigrar a las personas por motivos y con fines político-electorales.
Durante el acto de presentación del libro El primer naufragio, de Pedro J. Ramírez --texto que gira en torno a acontecimientos vividos en la Francia de finales del siglo XVIII--, la aguerrida lideresa aprovechó para insultar a los indignados calificándolos de camorristas y pendencieros para apostillar que, según ella, es probable que bajo el movimiento 15-M se esconda un intento de golpe de Estado... ¡como en la Francia de 1793!
Rara vez un o una dirigente política de primera fila dice tantas sandeces en tan pocos minutos.
De entrada, es obligado sospechar que la lideresa del PP odia la enseñanza porque ella, como política, apenas otorga valor a la Historia como disciplina científica y, por extensión, a la formación cultural de las personas --lo que haga a título personal y en privado es cuestión que no viene al caso, pero lo que hace y dice como presidenta de la Comunidad de Madrid es, aparte de vergonzoso en este caso, asunto de interés público.
Hace unos años, siendo ministra de Cultura a las órdenes de Aznar López, ya demostró sus limitaciones al confundir a Saramago con una tal Sara Mago que sólo ella conoce...
La irracional alusión que hizo ayer a la Revolución Francesa para denigrar al 15-M apunta que la lideresa necesita un curso acelerado de cultura general o que aprenda a estar calladita; si bien, alternativamente, otra solución consistiría en que antes de hablar en público consultara lo que ¿piensa? decir con sus asesores y compañeros de partido.
Para redondear, al mismo tiempo que daba muestras de su escasa cultura en Historia y en criterios democráticos, la lideresa del PP instaba a los sindicatos de enseñantes a que se avengan dialogar para pactar los recortes presupuestarios que el Gobienro madrileño aplica en la enseñanza pública... ¡No sea que los futuros adultos acaben siendo más instruidos que ella!

4 comentarios:

  1. ¡ Qué graciosa es esta señora! ( Digo "graciosa" y "señora", por no decir otras cosas que me llevarían, irremediablemente, a la cárcel)

    ResponderEliminar
  2. Le traiciona el subconsciente. Si pudiesen, serían ellos los que darían un golpe de Estado. Piensa el ladrón...
    Un saludo Félix

    ResponderEliminar
  3. Perfecto exponente de la ultraderecha española, exhibe con toda desvergüenza su incultura y su ensalada mental. En ella, la estolidez se eleva a su grado más depurado y logrado.

    Toda esta caterva (recordemos a aquel famoso Gil) está orgullosa de su propia zafiedad, a juzgar por la alegría, la satisfacción y la facilidad con que la expone en público.

    Esperemos que en su partido tomen nota del peculiar brillo intelectual de esta émula de Hipatia, y aborten cualquier tentación de situarla en puestos de responsabilidad.

    Porque alguien que aúna esa formación parvularia con una dosis importante de poder es indudablemente peligroso.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.