18 enero 2012

València: No basta con dejar sin calefacción a los alumnos, además les castigan por decir que tienen frío...

La Administración pública de la Comunidad Valenciana es un desastre inconmensurable, las grandezas e hipocresías políticas de personajes como el señor de los trajes --que durante largos años ha contado con el entusiasta apoyo de la cúpula del PP-- ha convertido València en fuente de vergüenzas oficiales.
Convendría que la foto insertada al pie de este texto [capturada en el rotativo Levante] fuera ampliamente difundida.
La imagen fue tomada por un alumno del instituto de Vila-roja de Almassora y demuestra que los impagos de la Administración obligan a estudiantes y docentes a trabajar en condiciones penosas.
La situación se debe a que la Generalitat valenciana no tiene dinero ni para pagar la calefacción de numerosos centros escolares. Pero el episodio es todavía más aberrante, porque el autor de la foto ha sido sancionado con una expulsión temporal, para lo que la directora del instituto alega que la instantánea "desprestigia" al centro. Más claro: el desprestigio de los servicios públicos y de la Administración valenciana no sería fruto del dislate causado por la camarilla política de el señor de los trajes, sino que el problema está en ventilar la realidad. 
En cierto modo, la directora del instituto da más asco político y social que quienes gastan decenas de millones en un gran premio de Fórmula 1 y dejan sin energía a miles de alumnos y docentes; sí, ¡son miles!, porque lo que ocurre en el instituto de Vila-roja sólo es la punta del iceberg.
Si usted es bloguero, administra una página web y tiene posibilidades de hacerlo, cuelgue la foto en su ventana de la Red, por favor, no perdamos la esperanza de que un buen día, mejor mañana que pasado, los superiores de todos los señores de los trajes acaben empaquetando la basura política y la incineren de una vez por todas.

1 comentario:

  1. Hace un tiempo condenaron a un director de un centro educativo por colgar un retrato del entonces conseller de Educación, Alejandro Font de Mora, boca abajo. En su día, también fue censurada una exposición fotográfica por sus referencias a Gürtel. La Asociación de Víctimas del Metro ha sufrido continuos intentos de censura, como los intentos de prohibir la megafonía en sus concentraciones. Se presionó a los responsables de la obra de teatro "Zero responsables", sobre el accidente de metro...
    Luego dicen que hay libertad de expresión, pero en la Comunidad Valenciana brilla por su ausencia. Y se atreven a decir que los críticos somos los que estamos desprestigiando esta comunidad, cuando son ellos los que la desprestigian con sus actitudes prepotentes, chulescas y sus inacciones.
    Saludos.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.