22 febrero 2012

La extrema derecha, dispuesta a cumplir los dictados de la delegada del Gobierno en València

Los criterios y decisiones de la delegada del Gobierno en València, Paula Sánchez de León, se han convertido en el espejo en el que se mira la extrema derecha. Profesores del Instituto de Enseñanza Media Lluís Vives han testimoniado que personas autoidentificadas como portavoces de España 2000 han telefoneado al centro para amenazar a docentes, padres y alumnos con ir a visitarles para "terminar el trabajo que no ha acabado la Policía".
La chulería autoritaria de quienes aplican el orden por el orden acostumbra a despertar pasiones.
¡Enhorabuena señora delegada!, usted, su insensatez política y su absurdo sentido del orden han logrado lo que un partido de gobierno responsable debe evitar.
MÁS detalles, en VILAWEB (en català).
DE INTERÉS:
"En Valencia se nos está agrediendo a todos", en DIARIO DEL AIRE.

2 comentarios:

  1. qué tristeza. Ayer en la concentración en apoyo a los chavales que se realizó en Zaragoza, unos tipos sacaron por la ventana una gran bandera española y comenzaron a insultarnos. A mí me soltaron de todo. Tremendo, habrá que aguantar y aguantar y resistir.

    Un abrazo,

    Marta

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La bandera sirve para muchas cosas, también para abrigarse y paliar el frío de la ignorancia.

      Eliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.