22 marzo 2012

¿Qué esperan las editoras de prensa para despedir a quienes utilizan y destruyen diarios?

El oficio de informar se deprecia a pasos agigantados, casi al mismo ritmo que se hunden empresas propietarias de medios. Estos dos fenómenos están estrechamente emparentados por mucho que se insista en el impacto que tiene internet en el descenso de la venta de periódicos --que lo tiene--, y por mucho que algunos echen balones fuera diciendo que la crisis económica explica todo o casi todo.
He aquí un episodio que visto por uno más de los que intentamos ejercer nuestra profesión con dignidad merece los calificativos de espeluznante y asqueroso:
«El Mundo intentó que dos testigos protegidos --dos mujeres rumanas-- en el caso por los atentados del 11-M se retractasen de su declaración y exculpasen a Jamal Zougam, condenado como autor material de la matanza (...) les ofrecieron mejoras en el trabajo y ayuda para que una caja de ahorros no desahuciase a una de ellas de su piso, además de camisetas del Real Madrid...»
Para colmo, en el episodio sale a colación que "las elecciones las tiene casi ganadas el PP y se va abrir el caso 11-M".
En el momento de escribir estas líneas (13 horas del jueves), ignoro cómo han reaccionado los trabajadores de El mundo, tampoco sé qué actitud ha adoptado la empresa ante semejante barbaridad --de entrada, los directivos de la sociedad y accionistas de Unidad Editorial no tienen porque estar al tanto de todas las decisiones adoptadas por el director de la Redacción--; pero en todo caso, los que nos ganamos el pan trabajando en medios de información --seamos periodistas, administrativos, comerciales u ordenanzas--, tenemos la esperanza de que alguien, ya da igual quien lo haga, ponga coto al rosario de estupideces e ignominias protagonizadas por quienes desde dentro contribuyen a destruir el oficio y arruinar empresas.
MÁS detalles, en El país
NOTA: De momento, los dos periodistas acusados de la maniobra --sobre los que pesa una denuncia ya admitida a trámite por la Justicia-- niegan todo y el director de El mundo, Pedro J. Ramírez, ha calificado el relato de las denunciantes de "inverosímil".
CON ANTERIORIDAD:
"Periodistas de El mundo reclaman que se dejen de publicar las barbaridades de Sostres",
"El mundo consolida su liderazgo en el arte de la manipulación", 
"Otra lección de rigor informativo de Pedro J. Ramírez, director de El mundo", 
"La ministra de Igualdad no hojea ni ojea El mundo",
"Emilio Botín, un libro de Editorial Foca y El mundo".
RELACIONADO:
"El periodismo, ¿es esto?", en EL DESCODIFICADOR.

1 comentario:

  1. Totalmente de acuerdo. Como lector de prensa diaria que además compro varios periódicos "sufro" viendo lo que veo y leyendo lo que leo. La prensa está perdiendo credibilidad a pasos agigantados. Basta con leer en varios periódicos como tratan la misma noticia. La independencia, la verdad, el análisis riguroso, la honestidad profesional ....son conceptos que quedan reducidos con demasiada frecuencia a blogs anónimos. Hay miedo, como en la sociedad en general, a perder el puesto de trabajo, a pensar con criterio propio, ....el "mundo de Orwell" sigue ganando peso en la realidad del mundo en que vivimos. A pesar de las innumerables fuentes de información existentes nunca hubo tanta desinformación y manipulación a manos de los propios profesionales de los medios. Una pena y una tragedia para la libertad.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.