26 septiembre 2012

El catalanismo responde al españolismo convocando elecciones anticipadas

El presidente de la Generalitat de Catalunya ha adelantado las elecciones autonómicas, que se celebrarán el próximo 25 de noviembre: Es la respuesta del catalanismo a la intransigencia españolista, con la particularidad de que la decisión del partido hegemónico del nacionalismo catalán cuenta con el apoyo de todos los nacionalistas catalanes [incluidos los de izquierdas].
Mientras avanzan la cohesión catalana, el nacional-católico PP ama se enroca en su prepotente soledad, con el agravante de que actualmente también levita, pues con tal de proteger los intereses de los mercados financieros ha optado por ningunear a toda la oposición y, lo que es más grave, perjudicar a la mayoría de los ciudadanos.
Esa coyuntura, aquí descrita a vuelapluma, es especialmente negativa para el PP en Catalunya, donde todavía está más solo y donde además está enfrentado con un importante sector del empresariado y con parte de la clase alta catalana.
Es incierto que el PP "no entiende a Catalunya", como en ocasiones han declarado Mas y otros, amén de los analistas orgánicos de algunos medios... La teoría y la praxis de los nacionalistas españoles no es hija de una incapacidad mental para entender, sino que es fruto de una decisión consciente: El PP-FAES decidió hace ya años limpiarse con los sentimientos y con las propuestas de los nacionalistas catalanes, gallegos y vascos.
..
Una cosa es ignorar y otra,
negarse a aprender
No hay incapacidad para entender, lo que ocurre es que el PP arrastra un hematoma franquista que no acaba de curarse y es evidente que Mariano Rajoy carece de la inteligencia política y del instrumental suficiente para reducir la cont(f)usión.
El no de Mariano Rajoy a todas las propuestas de Artur Mas, rechazando sin matices la posibilidad de reformar el actual marco fiscal Estado-autonomía, colocó premeditadamente al líder de CiU entre la espada y la pared, pues aceptar sin respuesta el enésimo arrebato españolista del PP [que está más pendiente de satisfacer a los buitres financieros que de estabilizar el mosaico] equivalía a ningunear a los cientos de miles de ciudadanos que participaron en la movilización del pasado Onze de Setembre, cuyos significados sociales fueron más profundos que los políticos.
[Ver, "La historia es incontenible: Catalunya va camino de la independencia"]

El PP sabía perfectamente que el no absoluto colocaba a CiU contra las cuerdas. Los estrategas del españolismo y de los mercados estimaron que el presidente de la Generalitat se limitaría a hacer una declaración pro soberanista y punto. 
La cúpula de CiU, donde los ingenuos y los bobos políticos no tienen cabida, ha salido con acierto del callejón. Mas ha descrito la situación con sencillez didáctica: "Hay que traducir en acciones concretas el momento extraordinario que estamos viviendo (...) es necesario que la voz del millón y medio de catalanes que acudieron a la manifestación independentista de la Diada se traslade a las urnas (...) no hacerlo representaría un cierto fraude".
En este episodio los bobos políticos son Rajoy y quienes le ordenan lo que tiene que hacer...
Hace poco más de 48 horas la mayoría de los barones del PP trasladaron a Rajoy su rotunda negativa a abrir el melón de la fiscalidad Estado-autonomías.
La respuesta de CiU, que ha sabido leer el sentir de la mayoría de ciudadanos catalanes, era inevitable: Si el PP-FAES vive del caldo electoral sin pensar que acabará recibiendo dos tazas...
CON ANTERIORIDAD:
"¿Por qué los nacionalistas españoles imputan a las autonomías los problemas presupuestarios del Estado?"
DE INTERÉS:
"La derecha ya ha conseguido colocar el debate donde le interesa".

No hay comentarios:

Publicar un comentario

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.