26 mayo 2014

25-M: La elevada abstención maquilla el revés sufrido por conservadores y socialdemócratas

Por primera vez, PP y PSOE suman menos del 50 % de los votos emitidos.
Los nacionalistas amplían sus mayorías en Catalunya y Euskadi
..
La derrota del llamado bipartidismo ha sido especialmente llamativa en cuatro de los cinco grandes países de Europa occidental: España, Francia, Gran Bretaña e Italia, mientras que el centro-derecha alemán (la CDU-CSU de Angela Merkel) ha salvado los muebles con decoro.
Sería absurdo negar la importancia de los resultados y de sus significados, pero sería ingenuo ocultar que tienen valor relativo; no solo porque la abstención ha sido elevada [otra vez ha superado el 50 %, cosa ya habitual en las euroelecciones], también porque los electores han tomado decisiones con base a criterios muy dispares, al entremezclarse cuestiones rabiosamente españolas, incluso autonómicas y locales, con asuntos comunitarios y de ámbito internacional.
Así, por ejemplo, mientras que en Gran Bretaña el debate electoral se centró en la dicotomía UE, UE no; en España e Italia apenas se ha debatido sobre las políticas de la UE y ha pesado sobremanera la situación económica del país.
Además, la derrota del bipartidismo es una señal tan esperanzadora [representa un impulso renovador que posee base social] como frágil, entre otras cosas porque los PP y PS europeos, sobre todo los primeros, conservan una elevada capacidad de recuperación para afrontar las elecciones legislativas de ámbito estatal, para lo que cuentan con poderosas complicidades mediáticas y el valioso apoyo del sistema financiero, grandes empresas y consorcios internacionales.
..
La derrota del PSOE ha sido
singularmente grave en Catalunya
En el caso de España cabe subrayar seis aspectos:
1. Los reveses sufridos por  PP y PSOE, que son evidentes aunque los primeros traten de disimular la sangría de votos alegando que han sumado más apoyos que los segundos. El PSOE ha sido el gran derrotado de la jornada, sobre todo en Catalunya, y así lo ha reconocido;
2. El sorpaso protagonizado por ERC en Catalunya, que ha superado con claridad a CiU, lo que a su vez significa que el independentismo ha ratificado su penetración social; es más, incluso cabe inferir que sigue ganando partidarios;
3. La irrupción de Podemos, aunque de momento es un "experimento" en el que todavía pesan más lo sentimental que lo ideológico y los planteamientos teóricos de orden general que los asuntos concretos; esta formación se  ha beneficiado de la constante y sorprendente proyección mediática que algunos medios "de orden" han otorgado a su líder, Pablo Iglesias, muy probablemente para restar votos a PSOE, IU, BNG, Bildu y otras formaciones de la izquierda; 
4. La consolidación de Izquierda Plural (IU) como alternativa en alza, pues ha triplicado escaños (de 2 a 6); aunque con la "mácula" que supone haber perdido (si bien es más exacto decir que ha dejado de ganar) gran parte del millón de votos que ha recabado Podemos, cuya existencia constituye un fenómeno que tiene hondo calado: IU debería asumir el éxito de Podemos como una lección.
Si la federación que pilota Cayo Lara no alcanza pactos con esa nueva opción [que es populista, cierto, pero de nítido carácter social y de izquierdas], podría ser "laminada" y convertida en una formación testimonial;
5. La confirmación de UPyD como alternativa de centro-derecha, lo que podría minar el cada vez más confuso frente amplio que ha tejido el PP a su alrededor [aparte del voto conservador, católico y nacionalista de centro-derecha, el PP también suma votos de la extrema derecha que en otros países sí tiene opciones propias (casos de Austria, Dinamarca o Francia). El fracaso de Vox demuestra la habilidad del PP para ser lo suficientemente equívoco como para conservar gran parte del voto ultranacionalista que aspiraba a rapiñar la formación del ex popular Vidal-Quadras];
6. Los escaños obtenidos por Ciutadans/Ciudadanos, Equo y BNG-Bildu merecen ser destacados; no obstante, el futuro de los primeros está vinculado a UPyD, ¡o al revés!, pues C's ha demostrado mayor claridad en sus mensajes y si UPyD sigue superándole en el ámbito estatal se debe --en mi opinión-- a que C's sigue sin salir con suficiente resolución de su geografía de origen, Catalunya. Si la egocéntrica Rosa Díez no rectifica, a UPyD se lo tragará C's.
El caso de Equo es relevante porque se perfila como la versión hispana de los verdes germanos, pues es la primera vez que una alternativa ecologista española accede como tal a un parlamento.
Por su parte, tanto Bildu como BNG viven una situación comparable a la de Ciutadans/Ciudadanos, pues su capacidad de tener peso en las instituciones españolas y europeas también depende de que alcancen acuerdos con sus aliados naturales, en este caso con los demás nacionalistas de izquierda, sean soberanistas o no.
Por último, aunque los grandes medios lo minimicen o silencien, es obligado resaltar que EH Bildu ha sido por primera vez la opción más votada en dos de las tres provincias vascas
INFORMACIÓN puntual, en los medios de este listado.
TABLA DE RESULTADOS práctica y de fácil manejo, que incluye tanto los de España (también por comunidades autónomas) como los del resto de países de la Unión, en El país.
DE INTERÉS:
"Ni los partidos, ni los medios, ni las encuestas vieron el resultado", en Radiocable. 
CON ANTERIORIDAD:
Hace 15 días: "¿Por qué el PP puede ser otra vez el partido más votado?"; y
Junio 2009: "Elecciones europeas: Ganan la abstención y la derecha".
CON POSTERIORIDAD:
"25-M: El PP intenta ocultar las graves derrotas sufridas en Catalunya, Euskadi y en sus más fieles graneros de votos".

8 comentarios:

  1. Así es, pero no olvidemos la gran sorpresa: La extrema derecha ( V. Francia, Dinamarca, el Reino Unido ....). Bastante preocupante todo porque el populismo de los partidos de la derecha extremista es la mayor amenaza que se cierne sobre Europa. Parece que Europa y el pueblo es todo lo que se dice, menos tolerante, en definitiva, la población es presa de esas actitudes deleznables.

    ResponderEliminar
  2. En cuanto al PP, a pesar de la "victoria", se ha parado en seco a la derecha en España. Con estos resultados, están fuera del gobierno.

    ResponderEliminar
  3. Creo que podríamos comenzar por cambiar las gráficas de resultados para cambiar la mentalidad y la interpretación que les damos. A nivel muy pequeño, lo he intentado con los resultados de Ribadeo en mi blog, y me ha salido alguna gráfica curiosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es evidente que en Ribadeo la abstención ha castigado a PSOE, PP y BNG, que serían (por calificarlas de alguna forma) las "alternativas tradicionales" en ese municipio, pero no menos evidente es que la abstención no ha castigado a la izquierda.
      No sé hasta qué punto es extrapolable ese fenómeno al conjunto de Galicia y de las Españas, pero en todas las demarcaciones en las que he realizado un ejercicio similar al tuyo en Ribadeo (varias comunidades y el Estado), los más perjudicados por tan elevada abstención han sido PP y PSOE.
      Pero ¡ojo!, la abstención POR SI SOLA no ha beneficiado a las opciones minoritarias, que si han ganado escaños ha sido fundamentalmente a que han aumentado sus votos; la influencia de la abstención en ese aumento de escaños ha sido de orden menor.
      Grazas polo traballo que fixeches e por compartilo.
      Unha aperta.

      Eliminar
  4. Oye, Félix, el eurodiputado de PODEMOS, Carlos Jiménez Villarejo, no era fiscal durante la dictadura de Franco?

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lógico por edad, nació en plena guerra civil y creo recordar que aprobó las oposiciones para entrar en el cuerpo a principios de los sesenta. No sé a qué obedece la pregunta, pero puedo asegurarte que como fiscal no protagonizó ningún episodio pro franquista. Hubo miles de profesionales de muy diversas especialidades (desde economistas hasta abogados, pasando por médicos, arquitectos, ingenieros, sociólogos, etc. y etc. que ejercieron su oficio durante el franquismo y eso no permite identificarlos como afines a la dictadura.
      Villarejo militó en el PSUC (como fiscal estaba destinado en Cataluña), partido con el que empezó a colaborar a finales de los años sesenta. Por cierto, ahora que ha estallado el caso Pujol, cabe recordar que Villarejo fue el fiscal que hace veinte años inició un procedimiento al ex "president" por la muy extraña quiebra de Banca Catalana (el trabajo de investigación de Villarejo fue "desechado" y enterrado...)
      Saludos.

      Eliminar
  5. En ese sentido, tiene toda la razón, Félix. Pero que dirías si hubiera sido Ynestrillas, el ideólogo y fundador de Podemos. Qué es un partido de la derecha extrema, de extrema izquierda o simplemente un movimiento ciudadano??

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A ver, Javi, no soy miembro de Podemos; es más, considero que es un fenómeno sobredimensionado.
      No hay un rastro cierto (o por lo menos yo lo desconozco) de un programa político concreto y, además, como no ha gobernado nunca una administración pública me parece muy difícil (o arriesgado) hacer juicios de valor.
      De entrada, algunas cosas que han dicho sus dirigentes en materia de economía me parecen poco fundadas y mi percepción es que hay más deseos que proyectos concretos.
      En fin, ma´s claro: sería atrevido por mi parte asumir la responsabilidad de defender o juzgar a Podemos. Me alegro de que haya eclosionado el malestar, pero me parece precipitado otorgarle más trascendencia de la que en realidad tiene. Es un fenómeno esperanzador (para según quien, claro), punto. No tengamos prisa y evitemos poner etiquetas, es una "ola" que todavía no ha llegado a la playa.
      Lo que propones de Ynestrillas me parece una elucubración más próxima a la ciencia ficción que al análisis político (por cierto, Podemos NO es de extrema izquierda; salvo en lo de negarse a pagar la deuda del Estado, en todo lo demás es prácticamente un bis de IU e incluso recuerda cosas del PSOE de hace ya muchos años).
      Volviendo a Ynestrillas no me lo imagino asumiendo según que demandas; dicho esto, es legítimo que defienda lo que defiende en tanto no incurra en delitos, al igual que el resto de agentes políticos.

      Eliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.