12 julio 2014

«El que piensa que en un mundo finito el crecimiento perpetuo es posible, está loco o es economista»

[Pregunta] Desde 2008 hasta ahora, ¿podemos encontrar algún ejemplo de medidas económicas bien aplicadas en algún país?
[Respuesta] El ejemplo más notable y más espléndido es el de Islandia. Es el único país que no socializó el disparate. Islandia tenía cuatro bancos, que eran bancos nacionales. Privatizó los bancos, que se metieron inmediatamente en el baile de todos los otros bancos. A la vuelta de seis meses ya tenían deudas que eran como cinco veces el PIB de Islandia. Llegó el momento del colapso, y la reacción de toda la ciudadanía de Islandia fue «nosotros no pagamos un centavo, si quebraron, que quiebren, y además que se vayan a la cárcel».
Quebraron los cuatro bancos, juzgaron a los tipos, fueron a la cárcel y están presos. El único país que lo hizo. Ahora, llama la atención de que se sepa tan poco eso, que no se haya divulgado, y la razón es obvia, imagínate que hubiese provocado contagio y que ustedes hubiesen hecho lo mismo. ¿Te das cuenta qué terrible para los pobres banqueros? Eso me recuerda a una propuesta muy simpática que hizo mi amigo [Eduardo] Galeano, por qué no creamos el movimiento «sea generoso y ayude a una banquerito». Islandia hizo lo que había que hacer, y mira cómo está Islandia ahora, espléndida.
[P] Ha mencionado antes el concepto de desarrollo a escala humana, ¿en qué consiste?
[R] Es un desarrollo que está orientado hacia la satisfacción de las necesidades humanas fundamentales. Y no está basado meramente en el crecimiento, porque el crecimiento y el desarrollo son dos cosas completamente distintas. El desarrollo no necesita necesariamente de crecimiento. El crecimiento es una agregación de magnitudes cuantitativas y el desarrollo, de elementos cualitativos, creativos. El desarrollo no tiene límites y el crecimiento sí: no hay nada que pueda crecer para siempre. Como decía Kenneth Boulding, «el que piensa que en un mundo finito el crecimiento perpetuo es posible, está loco o es economista». Lo que yo propongo hoy día para una nueva economía, coherente con los problemas que tenemos, es una economía que se basa en cinco postulados y un principio valórico irrenunciable:
* La economía está para servir a las personas y no las personas para servir a la economía.
* El desarrollo tiene que ver con personas y no con objetos.
* El crecimiento no es lo mismo que el desarrollo y el desarrollo no implica necesariamente crecimiento.
* Ninguna actividad económica es posible al margen de los servicios que prestan los ecosistemas.
* La economía es un subsistema de un sistema mayor y finito que es la biosfera, en consecuencia el crecimiento permanente es imposible.
El principio valórico en que debe sustentarse es que ningún interés económico, bajo ninguna circunstancia, puede estar por encima de la reverencia por la vida. Recorre esa lista uno por uno y verás que lo que tenemos hoy es exactamente lo contrario.
..
MÁS, en «El rescate financiero es la mayor inmoralidad de la historia de la humanidad», entrevista a Manfred Max-Neef, en LA MAREA.

5 comentarios:

  1. Bueno, el caso de Islandia es especial. Tiene 330.000 habitantes, no puede compararse con los demás países europeos en dificultades. Al menos es lo que dicen los economistas. Yo no lo soy, pero me parece que tiene sentido.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es una cuestión cuantitativa. Los activos tóxicos que acumuló la banca islandesa eran proporcionalmente similares a los de Grecia o España. La diferencia está en los criterios económicos. Lea la entrevista entera: los economistas sistémicos son "economistas del sistema"; es decir, econometristas. Nada más.

      Eliminar
  2. Porque Malthus erró en los plazos, algunos piensan que erró en su argumento general, y no es así. Sólo está en debate el MOMENTO en que se producirá la carencia que golpee a la persistencia del ser humano como especie, y qué carencia concreta será la que primero afecte, aunque ya se van teniendo datos de las que van a agotarse con más inminencia.

    ResponderEliminar
  3. Hola amigo Félix: Save the children dice que hay niños que solo comen una vez al día. Yo pregunto: cómo lo sabe Save the children internacional? Hace una encuesta por teléfono? ¿les dan de comer? Que hay familias que lo están pasando mal, eso es evidente, pero de ahí a que los niños estén desnutridos y sea algo tan evidente....¿y ninguno estemos haciendo nada por ellos?

    Me imagino que si nosotros supiéramos de la existencia de este tipo de casos, colaboraríamos con comida.

    Saludos, y feliz verano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Miguel,
      Por lo que sé, Save the Children tiene numerosos socios e informadores en distintos países, también en España. Además, es fácil acceder a los informes de oenegés como Cruz Roja, Cáritas y a páginas que informan de la actividad de los comedores sociales existentes en casi todas las ciudades españolas.
      En A Coruña, donde vivo actualmente, hay un comedor social (lo he visto personalmente, no hablo de oídas) al que acuden padres y/o madres con una fiambrera o un "taper" a recoger el menú del día para sus chavales (han habilitado muy acertadamente ese procedimiento para que los niños no se sientan avergonzados, así se evita dañar sus sentimientos).
      Estos días también ha sido noticia el cierre de comedores escolares durante el verano porque hay niños que no recibirán alimentación suficiente ni adecuada en su hogar.
      Sí, Miguel, sí hay niños que sólo comen una vez al día, y en numerosos casos alimentos poco equilibrados.
      Y sí, Miguel, hay cientos de personas de muy diferentes ideologías y que por motivaciones distintas están implicadas en paliar esa lacra.
      Si conoces alguna familia que vive esa situación, ayúdales; es lo único que personalmente podemos hacer... aparte de no fiar (no votar) a opciones políticas cuyos dirigentes confunden (¡interesadamente!) economía con econometría y macroeconomía.
      Saludos.

      Eliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.