05 octubre 2011

Novacaixagalicia (5): Sáenz de Santamaría es una ignorante... ¿o acaso recurre a la mentira?

Con relación al escándalo de Novacaixagalicia (NCG), hoy se ha tirado a la piscina la portavoz del PP, Soraya Sáenz de Santamaría, al anunciar que el futuro gobierno --que según casi todas las encuestas será presidido por Mariano Rajoy-- reformará el Banco de España, al que responsabiliza, junto al Ejecutivo de Rodríguez Zapatero, de las apropiaciones (legales o ilegales) habidas en NCG o en la intervenida caja valenciana (CAM), que aun siendo difícil está peor que la gallega.
Salvo que mienta a conciencia, la portavoz del PP necesita un cursillo acelerado sobre legislación y normativa bancario-financiera, porque su ignorancia es de tal grado que ni siquiera sabe que la responsabilidad y el control regular de las cajas de ahorros corresponde a las administraciones autonómicas.
De hecho, la única institución del Estado español que disponía y dispone de información detallada y puntual de las decisiones que adoptaban o adoptan los gestores de las cajas y del NCG era y es la Xunta de Galicia, gobernada por el PP; que tuvo y tiene o debe tener conocimiento de las decisiones --incluidas las astronómicas indemnizaciones y los fondos de pensiones aprobados.
Ciertamente, el Banco de España cumple un rol supervisor, pero el control cercano, inmediato y constante en el caso de las cajas corresponde a las comunidades autónomas.
En fin, Soraya Sáenz de Santamaría --insisto, salvo que mienta ex profeso-- es una política profesional que destila desconfianza por ignorante, por lo menos en asuntos bancario-financieros.
¿Será sometida Sáenz de Santamaría a un reciclaje urgente para instruirla en lo tocante a las competencias de las distintas instituciones del Estado en las cajas?
.. 
"Confusión", Jerry Waese
ACTUALIZACIÓN (48 horas después):
Un dirigente de CC OO
también se tira a la piscina
El debate político, o sindical, está llegando a situaciones kafkianas. Al arrebato de Soraya Sáenz de Santamaría se ha sumado hoy la simpleza dicha por el secretario general de CC OO de Andalucía, Francisco Carbonero, que durante la presentación de una campaña sobre la situación laboral de los jóvenes andaluces ha dicho que «alguien debería detener al gobernador del Banco de España, o si tiene vergüenza dimitir e irse».
No seré yo quien defienda a Miguel Ángel Fernández Ordóñez, pues ha dado muestras inequívocas de defender criterios antisociales; pero Carbonero incurre en errores similares a los de Sáenz de Santamaría al responsabilizar en exclusiva y de forma central al BdE del deterioro de las cajas de ahorro.
La banca social --que hace tiempo ya no lo era-- ha sido destruida por sus gestores: los gobiernos de las comunidades autónomas, diputaciones y ayuntamientos que las controlan o debían controlarlas, aparte de los que las han controlado para hacer de su capa un sayo.
Tras arremeter contra Fernández Ordóñez, el sindicalista relaciona el derrumbe de las cajas con los recortes sociales impuestos por el Gobierno y, ¡ale hop!, hace un bucle y llega en esencia a la misma conclusión que la portavoz del PP: todo es culpa de Rodríguez Zapatero, desde la gestión de las cajas hasta el incremento del paro, pues en la destrucción de empleo nada tendrían que ver el estallido financiero ni los criterios cortoplacistas de numerosos empresarios, entre otros males.
..
Hay diablos, cierto, pero lo peor es que el escenario es un infierno
¿Acaso Carbonero insinúa que La Moncloa arrebató el control de la CAM a la Generalitat valenciana y apartó a la Xunta gallega de NCG?
Vamos, que si desaparece satán todo se arregla en un periquete, desde la crisis financiera internacional hasta los ataques a las deudas soberanas y en 24 horas habrá inversión, la banca dará créditos y para redondear milagros la fiscalidad será inmediatamente eficiente.
No, no seré yo quien defienda las posiciones antisociales de Fernández Ordóñez, ni tampoco las renuncias del Gobierno que todavía lidera Rodríguez Zapatero; pero resulta inquietante que las aportaciones y las críticas de relevantes dirigentes políticos y sindicales destilen tanto simplismo y confusión.
Esas ensaladas en la que todo se mezcla contribuyen a fomentar confusión y nihilismo, lo cual siempre favorece a los mismos.
Diciendo lo que han dicho, Sáenz de Santamaría y Carbonero han demostrado necesitar un cursillo sobre cómo funciona el Estado y sus instituciones; pero ante todo, lo que más urge es que tanto ella como él, así como otras y otros de similar facilidad de palabra, cuenten hasta 10 antes de hablar.
..
SIGUE en, "Novacaixagalicia (6): La Xunta se lava las manos y endosa los muertos al FROB y a NGBanco". 
..
CON ANTERIORIDAD: "Novacaixagalicia (4): Las millonarias indemnizaciones sólo constituyen la punta del iceberg".

1 comentario:

  1. Amigo Félix, lo que sucede estos días en Galicia se podría ampliar al resto de España y debería ser objeto de una tesis doctoral porque no ha ocurrido por casualidad. Si realmente "tirásemos de la manta entre unos y otros" te aseguro que se podría poner en peligro la propia estabilidad del estado. ¡Hay tanta miseria y podredumbre a diferentes escalas......desde las "más elevadas" a las más simples!. Piensa solo, por poner un breve ejemplo, en la reciente denuncia del colectivo de subinspectores de hacienda sobre el fraude fiscal: pone los pelos de punta por lo que dicen y por quien lo dice. Lo han hecho. Ninguna reacción. Nadie se ha escandalizado. Se da por hecho que es así. Podríamos escribir largo y tendido. Todos conocemos casos de mayor o menor calado que son un ejemplo de lo mal que está en suma la denocracia española. Que nadie se sorprenda que algún día ocurran cosas que creíamos propias del pasado. Quien no aprende del pasado lo termina repitiendo.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.