03 mayo 2016

Investidura (y 10): el 26J es consecuencia de la decisión adoptada por el PSOE el pasado 12 de enero

Tal como indicaban los resultados de las elecciones legislativas del pasado diciembre, el PSOE tenía la llave de la investidura pero como consecuencia de las contradicciones en que incurre para mantener viva la eterna Transición a la democracia, el 12 de enero decidió tirarla al fondo del mar. Salvo imprevistos, el próximo 26 de junio tocará votar de nuevo.
Los analistas y tertulianos de orden siguen en su bucle, empeñados en convencer al electorado de toda una serie de teorías, a cual más divertida o estúpida, con la finalidad de ocultar que el PSOE es el principal responsable de que no haya fraguado la única mayoría de gobierno políticamente posible y racional: PSOE + Podemos + nacionalistas de izquierda.
..
Maquillar la negativa del PSOE a
gobernar con y desde la izquierda
ha requerido un sobresaliente
esfuerzo mediático
La dirección del PSOE trabaja duro
para que sean creíbles sus excusas
Los compañeros y cabe suponer que también el gabinete de comunicación del presidenciable  socialdemócrata debieron darse cuenta o intuir que los electores podrían percibir como indigna la renuncia a gobernar con y desde la izquierda y lo que es peor, podrían descubrir que esa decisión había sido maquillada mediante el pacto con Ciudadanos [partido conservador y nacionalista (por españolista) cuyo programa socio-económico es prácticamente un calco del aplicado por el PP], de manera que con la finalidad de no perder votos y de paso seguir fustigando a Podemos el equipo de Pedro Sánchez ha contribuido a la campaña desarrollada por los "grandes" medios [y numerosos "pequeños"] para que sea creíble la mentira de que la culpa de que no haya sido posible formar gobierno es de Podemos.
Si se dan por ciertas las elucubraciones de los numerosos guardianes de la corrección que operan en España, existe una norma no escrita de carácter moral, político o acaso espiritual que obliga a la izquierda a actuar como determinen la dirección del PSOE y el poder económico; o sea, la izquierda debe comprender que su papel es adornar la democracia parlamentaria para que sea creíble, de modo que debe ser contemporizadora y asumir que solo puede acceder al poder si es estrictamente necesario, por ejemplo para conjurar riesgos de desestabilización social.
Además, en esos casos los ministros de la izquierda difícilmente podrán introducir cambios sustanciales; pero, ¿cómo atar corto a los odiosos rojos cuando es inevitable que uno o varios de ellos formen parte del gobierno?
Aquí y ahora esa pregunta ha quedado aclarada con extraordinaria nitidez: la izquierda debía aceptar el pacto PSOE-Ciudadanos y sus ministros, respetar los criterios establecidos en ese convenio.
En el colmo de la idiocia política, numerosos expertos en democracia orgánica han teorizado que la imposibilidad de formar un gobierno sin ideología ni criterios coherentes es un fracaso político de proporciones apocalípticas, tesis que ha sido difundida por numerosos medios, engrandeciendo premeditada o involuntariamente la falsa irresponsabilidad de Podemos... abundando así en la teoría de que la izquierda debía haberse prestado a la trampa de los pasokistas, que a la vista del abismo en el que han caído los socialdemócratas griegos habían pergeñado una "pequeña gran coalición", a ver si cuela y nos duele menos...
Pero no abandone la butaca, amable lector/a, el espectáculo sigue, de aquí al 26J habrá más campañas, más medias verdades y mentiras, más palabrería que nada dice y muchas interpretaciones interesadas de los hechos.
..
CON ANTERIORIDAD:
«20D: El PSOE tiene la llave de la investidura y si la tira, habrá nuevas elecciones»;
«Investidura (0): Errejón propone que una "paloma blanca" presida el Gobierno. Si es una broma, no tiene gracia»;    
«Investidura (1): Jugada de Sánchez y Rivera, un pacto a dos que beneficia a tres»;
«Investidura (2): El PP sigue en campaña y el PSOE se hospeda en la casa de los líos»;
«Investidura (3): Primer partido en campo del PP, Rajoy se encierra atrás y esconde el balón»;
«Investidura (4): Primer partido en campo del PSOE, Barones 1 - Sánchez 0»;
«Investidura (5): Segundo partido en campo del PSOE, otro triunfo de los barones con gol de Felipe»;
«Investidura (6): La cosa está donde el PP quería, con el PSOE a punto de...»; 
«Investidura (7): ¿Qué riesgos correría el "bipartito" en unas nuevas elecciones?»;
«Investidura (8): Todo listo para que Sánchez fracase y se abra la puerta para el PP», y
«Investidura (9): Todos los partidos defendieron con notable coherencia sus posiciones, salvo el PSOE». 

4 comentarios:

  1. Hola Félix,

    Quería preguntarte una cosa: por qué PODEMOS-PSOE-IU que PODÍAN formar Gobierno, y no hicieron, qué nos hace pensar que podrían hacerlo en un futuro inmediato? Es decir, tú crees que es posible esa "UNIÓN"? La derecha es UNA, el PP, y la izquierda, no pares de contar. No sé si me explico pero esto HISTÓRICAMENTE ha sido así. Yo creo que ganará, lamentablemente, el PP y lo hará de una manera fácil. No sé cuál es tu pronóstico.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coincido en que el PP será el partido más votado, pero opino que está lejos de obtener la mayoría absoluta. A mi parecer es bastante probable que gobierne el PP con apoyos puntuales o en coalición con C's.
      En mi opinión, la segunda opción (según los últimos sondeos) sería un gobierno de Podemos-IU + PSOE, pero tengo la convicción de que los socialdemócratas solo aceptarían esta fórmula si el presidente es su candidato; pero si el partido de la izquierda más votado fuera Podemos, creo que el PSOE no solo rehusaría pactar sino que tampoco apoyaría la investidura de Iglesias.

      Eliminar
    2. Oye Félix, entonces crees que la izquierda está fragmentada? De ser así, podemos deducir que la derecha, el PP, gana las elecciones porque la izquierda las pierde por falta de unión?

      Creo que C´s perderá votos en beneficio del PP, y creo que gran parte del votante le viene del PP. Esto quizás haga que el PP suba, no sé si estarás de acuerdo conmigo en este punto. Si PODEMOS-IU logran un buen resultado, será divertido ver que hacen los socialistas.

      Un saludo.

      Eliminar
    3. No es que tú o yo lo creamos, es evidente que la izquierda está fragmentada, en tanto que los conservadores (la derecha) también lo están pero debido a su histórica posición social y económica tiene una visión más "próxima" del poder y son más conscientes de que ostentar el poder político es más importante que nunca antes, máxime en los regímenes parlamentarios. Por eso (amén de otros motivos) el PP procura contentar (y satisfacer) en mayor o menor medida a toda la derecha económica y social: desde ultras y nacional-católicos hasta cristiano-demócratas y liberales (los de verdad, no me refiero a falaces liberales tipo Esperanza Aguirre).
      Sin embargo, la izquierda no pierde tanto por estar dividida como por la enajenación social; por ejemplo: varios millones de asalariados votan al PP pese a que este partido antepone los "valores" de la arquitectura financiera al valor del trabajo. Esto es demoledor electoralmente y es fruto de una suma de condicionantes en los que juegan un rol determinante los medios de información.
      Saludos.

      Eliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.