14 enero 2009

Aznar, valiente, denuncia el contubernio Caracas-Moscú-Teherán

El ex presidente de Gobierno español, Aznar López, ha ofrecido una interesantísima conferencia en la Universidad Católica de Chile para, entre otras cosas, denunciar valientemente que en Latinoamérica se está desarrollando un «proyecto político basado en una reedición ideológica del marxismo más radical que pretende desmantelar la democracia liberal».
El conferenciante incluso ha advertido --¡alguien tenía que hacerlo!-- de que los ejecutores de ese pérfido proyecto utilizan «tácticas de la guerrilla revolucionaria» o, alternativamente, recurren a «las vías democráticas para hacerse con el poder y luego desmantelar desde dentro» el Estado de Derecho.
Sin pelos en la lengua, como siempre, Aznar también citó por sus nombres a los integrantes de una "alianza estratégica" de ámbito planetario que hasta ahora había conseguido pasar desapercibida: La formada por el presidente de Venezuela, Chávez Frías, el jefe de Estado de Rusia, Dimitri Mevdéved, y el presidente de Irán, Mahmud Amadineyad.
Imagen y leyenda, en Las dos colas, o el filósofo ecléctico
El primero ha descrito su ideario como socialismo bolivariano, el segundo practica una especie de neoliberalismo de centro-derecha y el tercero es la cabeza visible de un régimen teocrático de corte social ultraconservador.
Es evidente que al tratarse de posiciones que son como tres gotas de agua, trabajan codo con codo en un proyecto estratégico... con fines inconfesables.
Lo de los fines inconfesables no hizo falta que lo dijera el conferenciante, todos los asistentes a la clase cayeron en la cuenta sin mayores dificultades.
Aznar, que vive una fecunda etapa de producción intelectual, también subrayó que la humanidad afronta "tres grandes desafíos", que consisten en superar tres crisis: la económica, la política y la de las ideas.
Si alguien lo dudaba, gracias a Aznar ha quedado claro que la primera y la segunda crisis son reales; en unos países más que en otros, naturalmente. Pero además, tras escuchar la tesis de que Chávez-Mevdéved-Amadineyad comparten proyecto, nadie puede dudar tampoco de que hay una crisis de ideas; en unas cabezas más que en otras, naturalmente.
..
ENLACE de interés:

4 comentarios:

  1. Le ha faltado una arista que añadir al eje: Madrid y, unos apellidos: Rodríguez Zapatero. No puedo creerme que la única cabeza en este Planeta que no está en crisis de ideas, no haya podido vislumbrar que le faltaba algo y alguien en ese eje. Bueno, creo que sí lo sabía pero lo ha dejado para que nuestras materias grises funcionen un poquito y podamos acercarnos a su liderazgo en ideas. Él contribuye a sacarnos de las tres crisis, gracias. Y mi solidaridad más sincera por no haber recibido la medalla de la libertad que tan merecidamente la tenía ganada.

    ResponderEliminar
  2. Poco puede sorprender ya lo que diga Aznar, un señor que destila rencor y bilis por cada poro de su piel. Lo interesante, ahora mismo, de Aznar es que sigue dando para escribir algún post que otro. Debería encontrar la pinza que perdió y lo mantiene desnortado. Apertas.

    ResponderEliminar
  3. Más bien creo que es al revés. Hay mucha gente que vive obsesionada con Aznar y le parece mal todo lo que dice y hace. Eso se llama aznaritis, y tiene difícil curación.

    ResponderEliminar
  4. A MigraMundo y Josito:
    Lo realmente prepocupante del aznarismo no es el aznarismo en sí mismo, ni mucho menos lo que diga su "profeta"; lo preocupante para los ciudadanos en general es que el aznarismo controla la FAES, que es la fábrica de ideas del principal partido de la derecha española. Esto sí que merece atención, al margen de ideologías e identidades personales.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.