09 mayo 2008

Todos los contribuyentes costean por igual a la Iglesia Católica

Lo único que aportan quienes marcan la casilla del engaño es una coartada
..
Toca hacer la declaración de la renta y para que nadie se deje engañar, conste que los contribuyentes que en la declaración marcan la casilla que favorece a la Iglesia Católica no aportan personalmente ni un solo euro a esa organización religiosa, pues abonan a Hacienda la misma cuantía tanto si marcan la casilla como si no lo hacen.
De manera que el dinero correspondiente a esas declaraciones que será entregado a El Vaticano no lo aportan los contribuyentes que han señalado la casilla, sino que lo aportan todos, pues será retraído del erario y por tanto lo han abonado entre todos: ¡Los contribuyentes católicos no aportan ni un euro más de los que debían abonar!
Es decir: el Estado y la Iglesia Católica mienten cuando afirman que la segunda se financia sólo con el dinero que entregan los contribuyentes que marcan la casilla del engaño.
Otra prueba de la confesionalidad
del Estado: el crucifijo sigue figurando
en los actos institucionales
Eso sí, el argumento artillado por los responsables políticos de Hacienda y por el Vaticano merece aplauso por su sagacidad. Lo único que aportan quienes marcan la casilla del engaño es la coartada.
..
Se mire como se mire, una barbaridad
La trampa se puede leer al revés pero el resultado es el mismo: si es cierto que los contribuyentes que marcan la X de la Iglesia entregan parte de sus impuestos a la Iglesia Católica, resulta que lo hacen a costa de reducir lo que les corresponde ingresar en la caja común.
O sea, si marcar la X equivale a desviar dinero, Hacienda está otorgando trato diferenciado a los contribuyentes católicos al permitirles pagar menos a la caja común y para colmo, en beneficio de una entidad privada.
Más fácil: si la X supone un desvío de dinero, resulta que el Gobierno ha establecido un trato diferenciado entre los contribuyentes en función de que sean o no católicos.
Así las cosas, a qué obedece que la vicepresidenta del Gobierno, Fernández de la Vega, anuncie una reforma y la ¿profundización? de la ley de libertad religiosa cuando en realidad el Ejecutivo artilla trampas para financiar a la sección española de El Vaticano, incumpliendo principios de igualdad e independencia religiosa que son consustanciales al Estado democrático de Derecho: ¿la Constitución es palabrería hueca?
..
ENLACE a la campaña de objeción a la financiación religiosa.

12 comentarios:

  1. Hoy has conseguido cabrearme de verdad, que lo sepas.

    (Está claro que tú no tienes la culpa, Félix. De hecho, me sonaba que la cosa iba por ahí pero nunca lo tuve claro del todo.)

    ;(

    Buen fin de semana, sin cruces.

    ResponderEliminar
  2. No tiene nada que ver con este post, discúlpame. Pero recuerdo un post tuyo sobre las barbaridades de algunos blogueros y sus castigos, era algo sobre tiros en la nuca o parecido. Recuerdo que reclamé que se actuara igual en ambas direcciones, pues bien: He encontrado el siguiente comentario en "Rojos contra progres":
    de "Mamuto" el 7 de mayo de 2008 en 10:28 am, comentario al post de José María Garrido, "¡Aznar no iba borracho!: "¿que aznar suele ir borracho a los sitios???!!!!
    ¿no sabes que inventar ya?
    Anda que no estaria bien que te pegaran un tiro en la cabeza. Brindaria con champan"
    No espero que le des publicidad solo demostrarte que en la otra dirección también se cometen las misma barbaridades, con la salvedad que éstas parecen quedar impunes.

    ResponderEliminar
  3. A Juan: Lo sé, hay "animaladas" de todos los colores, y por eso comenté el comentario del presunto izquierdista, porque --tal como apuntaba en el post al que te refieres-- resulta que los comentarios injustificables que más y mejor se persiguen y castigan son los de los presuntos izquierdistas y, también curiosamente, hay cierto grado de comprensión con los fundamentalistas religiosos y copn los derechistas en general.
    No quiero con esto decir que haya que equilibrar esa "condescendencia" y hace roidos sordos a unos y a otros, sino que hay que actuar siempre, venga de quien venga el insulto o la amenaza.

    ResponderEliminar
  4. Ola Félix. Non se trata dun comentario ao post, senón dunha dúbida que teño: se algúen deixa un insulto a outra persoa na caixa de comentarios do meu blogue, poden denunciarme en canto mantedor do blogue? Se sabes a resposta, agradeceríache que mo aclararas, porque teño a un anónimo insultando e non me gustaría ter que responder por el.

    Se prefires non contestar no meu blogue, podes mandarme un correo a julicheiro@gmail.com. Grazas por adiantado.

    ResponderEliminar
  5. -. ¿pero estos son socialistas no?

    -. si, claro, los del 2500€ por hijo

    -. ahh cierto

    pues eso, ¿para qué más?

    ResponderEliminar
  6. ¡¡Mira que bien!! Ya estoy igual que Irreverens... en todo... porque algo así sospechaba, pero mis conocimientos sobre cómo funciona Hacienda son más bien escasos (los justos para que me haga la declaración alguien de confianza).

    Por cierto, a mi me han enviado lo de la Campaña de objeción a la financiación religiosa (objeción fiscal) pero no me atreví a preguntar a nadie sobre si lo que plantean es legal y posible o, si lo haces, te arriesgas a que te metan un "puro" (económico) por "saltarse las normas legalmente establecidas para realizar la autoliquidación" o algo así. ¿Tú que crees? Te lanzo la pregunta porque te veo más "puesto" en temas económicos.

    Gracias y feliz fin de semana ;-)

    ResponderEliminar
  7. A Julicheiro: Case que prefiro respostar públicamente, porque o asunto está a xerar moitos problemas e tamén moita inquitude.
    Se o comentarista incurre nun presunto delito de inxurias (ou dirtectamente inxuria) a única maneira de que o administardor da páxina (ou da blogue) avite as posibles consencuencias legais (as administrativas ou de tramitación son inevitableis) no caso dunha denuncia é que o autor estea perfectamente identificado.
    Nembargantes, o administrador terá que atender os previsibeis requerimentos e moi probablemnte aportar identificación suficinte do autor no caso de que así o demandara o xuiz instructor do expdiente, ou mesmo se o denunciante limitase a denunciar á péxina (ou á blogue) pola difusión da presunta inxuria ou difamación.
    En resumo, ¡sempre! é aconsellable --os xuristas o teñen manifestado moitas veces-- evitar sistemáticamente a publicación dos textos sospeitosos de conter inxurias ou difamacións.
    Se fora eu --teño recibidos algúns comentarios que mesmo poderían estar nun museo das barbaridades-- non publicaría o comentario, ¡¡¡agás que o autor me remitira unha copìa asinada coa que non tivera nengunha dúbida da autoría!!!
    E aínda así, as leis prevén que o responsable da difusión e das posibles responsabilidades subsidiarias (civís) subseguintes é o administrador da páxina, o director do xornal ou da emisora que reproduce a inxuría ou a difamación.
    Unha aperta.

    ResponderEliminar
  8. A Banderas,
    De entrada debo sugerirte que leas las indicaciones sobre cómo hacer la declaración que se ofrecen en este domicilio: http://oaca.iespana.es/campanaobjecionfiscal.htm
    Son más claras y fáciles de entender que las que ofrece laicismo.org.
    En cuanto a posibles problemas, por lo que sé, depende más del delegado de la Agencia Tributaria (o del funcionario o del agente que revisa la declaración) que de la existencia de una norma o criterio general impartido por el Mº de Hacienda.
    En todo caso, la experiencia ya habida con otro tipo de objeciones indica que rara vez (excepcionalmente) se han abierto expedientes por infracción y por lo general, si revisan una declaración que contiene una objeción de ese tipo se limitan a enviarte una nueva declaración "corregida" para que la suscribas (o aceptes) en sustitución de la que hiciste. Pero, insisto: esto de las objeciones es todavía una ruleta supeditada a cambios de criterio que no siempre llegan del ministerio.
    Hay cosas muy chocantes en Hacienda, pues persiguen con saña administrativa a los asalariados que un año se olvidan de hacer la declaración (pese a que sus ingresos están claros y han sido anticipados) y, en cambio, hay gente muy pudiente, famosa mediáticamente y archiconocida que declara haber ingresado 20.000 euros y Hacienda ni siquiera repara en el asunto.
    La mayoría de las inspecciones personalizadas son aleatorias; es decir, por sorteo. Si te toca, te toca.

    ResponderEliminar
  9. Todavía es mucha la fuerza de la iglesia en este país. No conviene llevarles mucho la contraria, no es rentable para los políticos.

    ResponderEliminar
  10. Que vergüenza.
    Estado laico y aconfesional, pero de verdad.

    ResponderEliminar
  11. Pero si casi un 40% de los que hacen la declaración marcan voluntariamente esa casilla... Si se pudiesen poner más opciones, haría falta un camión con todas las opciones posibles, y se trata de representar a la mayoria... Tu tienes 3 opciones:

    A) Se lo das al estado.
    B) Se lo das a la iglesia.
    C) Se destina a ONGs. (Opcion por defecto)

    Sinceramente, yo no quiero mas opciones xD Creo que ahi estan representados el 99% de españoles y de eso es de lo que se trata...

    Y es mas! Sino la marcas, esos fondos van para acciones de ONG sacadas por concursos, entre las cuales figura la iglesia como una organizacion mas, al igual que estarán los musulmanes, protestantes, GreenPeace, etc...

    Así que dejaos de demagogia, porque con esto de la iglesia la gente se pasa xD

    Yo SIEMPRE lo doy a las ONGs desde que se puede... Pero si un 40% marcan la casilla de la iglesia pq la vas a quitar? :S Veria mas logico quitar la que menos se utilice de las 3 no? :P

    ResponderEliminar
  12. Al anónimo,
    Su posición es respetable, aunque escasamente lógica desde un punto de vista jurídico estrictamente respetuoso con un Estado de Derecho.
    En todo caso, sobra que para reforzar o defender su tesis califique de demogógicos a quienes discrepan con usted.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.