24 abril 2009

La enseñanza es obligatoria hasta los 16 años... ¡pura teoría!

Un muchacho recoge un cachorro que deambula por la calle y, cuando ya se aleja del lugar con el perrito en los brazos, el presunto dueño del animal sale de una casa próxima y exige al chaval que le devuelva el can. El jovencito accede de inmediato, pero el asunto ha llegado a los tribunales porque el jovencito ha sido acusado de ¡tentativa de hurto!...
Ayer, durante la vista, el juez Emilio Calatayud --titular de Menores del juzgado número 1 de Granada-- sospechó que algo no cuadraba y emplazó al muchacho a que buscara su nombre en la lista de juicios de la jornada. No pudo: ¡el chaval no sabe leer ni escribir!
A continuación, el juez solicitó al padre del menor que explicara a qué se debía esa carencia y el hombre, sorprendido (¿?), contestó con un pues yo conozco más casos, mi hijo no es el único...    
El juez, afamado por sus didácticas y constructivas actitudes y sentencias, ha "condenado" al joven a alfabetizarse.
Al margen del episodio judicial y del avatar privado, lo realmente noticiable e inquietante es comprobar una vez más que este país es una de las mecas mundiales en cuanto al incumplimiento de las leyes y de las normas:
¡Año 2009 y en la Europa autocalificada de rica hay adolescentes analfabetos!
¿Qué hace la Administración?, ¿qué los inspectores de las consejerías de enseñanza?, ¿qué los servicios sociales de los ayuntamientos?
MÁS detalles, en Ideal.

3 comentarios:

  1. ¿Dirán que no lo sabían? Será necesario hacer nuevos censos? ¿Argumentarán que eso es cosa y culpa de ZP? ¿Será un nuevo caso para Hércules Poirot? Sigamos atentos a los próximos delitos, habrá más interrogantes. Apertas.

    ResponderEliminar
  2. Hay muchos "guetos" en las afueras de muchas ciudades españolas, o incluso en la ciudad misma, poblados en los que cientos de personas viven en condiciones infrahumanas, y muchos menores están sin escolarizar. A nadie le importa, autoridades incluidas. El caso que relatas es muy penoso, pero ocurre en nuestro país. Claro que si, como González-Sinde en tu anterior post, la cultura de los pobres pesa bien poco y no genera intereses de ningún tipo... Será por eso...

    ResponderEliminar
  3. Justo un momento antes de pasar por tu blog había leído esa noticia. Aún no consigo explicarme cómo es posible pasar toda una vida escolar y salir sin saber leer ni escribir. No comprendo cómo nadie se percató de tal hecho. Y me pregunto también qué clase de padre tiene este chico a quien parece no importarle demasiado el asunto.

    En fin, asombroso.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.