29 enero 2011

Pensiones: Antes era "por la gracia de Dios" y ahora es por la de "san Consenso"

La reforma de las pensiones que exigían el Banco de España (patronal bancaria disfrazada de institución pública), los tiburones de las bolsas, los fondos de inversiones, las multinacionales, la banca, el Fondo Monetario Internacional (FMI) y la Unión Europea (UE) --entre otros-- ha salido adelante.
Si usted está interesado en las interpretaciones de orden o macroeconómicas, este post le defraudará.
Considero absurdo añadir más sustantivos, verbos y calificativos a la larguísima lista de palabras y palabros que esta semana disimulan y en algunos casos incluso adornan la desvergüenza ideológica del PSOE, el posibilismo estéril de los sindicatos y la aberrante actitud del PP, que de momento carece de una política económica clara, aunque fácilmente imaginable.
..
[El PP, que se declara de centro-derecha, ni siquiera defiende con rigor las posiciones que se le suponen en materia económica y, en paralelo, se dedica a minar la credibilidad del Estado y de sus instituciones. Es más, hay ocasiones en que sus dirigentes dicen barbaridades similares a las que proclamaban los nihilistas de la Europa de los años treinta del siglo pasado] 
..
De la reforma de las pensiones recién pactada ya hay multitud de analistas más o menos sesudos, incluidos algunos que cuentan lo que sólo ellos ven... Personalmente, sólo me atrevo a reseñar que el camino recorrido por el Gobierno, PSOE, PP, CiU, PNV, etcétera y los sindicatos refleja cual espejo dos taras socio-políticas que arrastra España desde que se inició la sacralizada e inacabada Transición:
..
Viñeta capturada en J·R·Mora
1. Estar no equivale a ser...  
Las dos grandes formaciones políticas surgidas de la dichosa Transición --los conservadores del PP y los socialdemócratas del PSOE-- siguen incumpliendo el papel que a cada cual le corresponde y poco se parecen a sus homólogos de los países del Occidente europeo.
El PP, todavía condicionado por los herederos del franquismo, ha sido incapaz de corregir sus querencias ultraderechistas (corporativistas en lo económico y retrógradas en lo social), y para nada es equiparable a los socialcristianos o democristianos alemanes, austriacos, belgas, daneses, escandinavos, franceses, holandeses… Y de la democracia cristiana italiana el PP sólo ha imitado su enfermizo apego a la hipocresía de la curia.
Por su parte, el PSOE está empeñado en cubrir las funciones que corresponden a la derecha: hacer soportables los abusos y las disfunciones derivadas del apalancamiento de capitales; y
..
2. La sociedad civil es un tigre de papel
Los cuadros de los sindicatos siguen convencidos --¡conozco los motivos pero ignoro las razones!-- de que deben asumir responsabilidades ajenas, como si el Caudillo acabara de fallecer... Y ahí siguen, jugando una función que va más allá --o más acá-- de la que les corresponde y, resumiendo, actuando de forma tan asindical que en ocasiones --como con motivo de la reforma de las pensiones-- sus dirigentes alardean de haber proporcionado una lección de responsabilidad (¿?) a la derecha, a la banca y a los especuladores... ¡patético!
..
Otro altar a san Consenso
Los agentes políticos y sindicales interpretan papeles que no les corresponden debido en gran medida a que en el escenario español sigue vigente una enfermiza inclinación predemocrática: Todo se debe hacer por consenso... ¿Por qué?
Esa obligación religiosa conforme la cual todas las decisiones socio-políticas de medio y largo alcance se deben tomar por consenso es una imposición de la inacabada transición a la democracia.
¿O será porque en las cúpulas partidarias siguen siendo muchos los políticos que consideran que la ausencia de consenso legitima al contrincante a romper la baraja?
Ya ve usted, amable lector/a, la Transición no ha terminado.
Es comprensible y legítimo que el sistema y sus representantes aspiren a imponer sus criterios económicos y presupuestarios, pero nada justifica --no ya que el PSOE ejerza de centro-derecha-- que los sindicatos contribuyan a disfrazar de racional lo que carece de lógica desde el punto de vista de los asalariados, ¿o acaso dan por buenas las interpretaciones falaces de la realidad económica que esgrimen el FMI o el Banco de España para justificar el recorte del gasto social y el trasvase constante de dinero público a manos privadas?
En resumen, el pacto por la reforma de las pensiones recién sellado es el propio de un país en el que casi nadie se atreve a ser quien dice ser (y debería ser), es un pacto propio de una sociedad que sigue respetando valores del franquismo; entre ellos, encendida pasión en las tabernas y cobardía genética ante el poder.
Además de reverenciar el dinero... sobre todo si circula sin declarar.
..
CON ANTERIORIDAD,
"¿Quién apoya prolongar la vida laboral?: La banca, la patronal y el PP, que evita decirlo". 
..
DE INTERÉS:  
"Entre ellos", en MALASAÑA, y 
"Esta reforma de las pensiones no es necesaria y el Gobierno lo sabe", entrevista a Carlos Bravo, en NUEVA TRIBUNA.
..
NOTA:   
Hay un libro cuya lectura es muy aconsejable para aproximarse a un fenómeno que es cada vez más inquietante: "La desmovilización general", enlace a la reseña publicada en la bitácora SOLODELIBROS.

2 comentarios:

  1. Non é só polo consenso. Há tambén intereses explícitos muito máis palpábeis. Recomendación de facer un par de buscas no google.
    1. Plan de pensiones ccoo
    2. Plan de pensiones ugt
    Estaban os mesmos intereses sentados a cada lado da mesa de negociación.

    ResponderEliminar
  2. A V. GUILHERME,
    Non dixen que os pactos --este e outros-- se teñan feito coa finalidade de acadar o consenso; o consenso non é o obxectivo, senón que foi convertido en ferramenta sagrada durante a transición e a esquerda o asumiu como o método natural de lexislar.
    E lóxicamente, se o consenso é obrigado é imposíbel que ninguén --moito menos os sindicatos e a esquerda en xeral-- xogue a función que lle corresponde nunha sociedade democrática.
    O Estado español --coas principais forzas políticas á fronte-- aínda ten medo ás discrepancias e precisa esnaquizar as heterodoxias, por esto teñen convertido o consenso nun "dogma de fe". pois é útil para deixar fora de xogo a todos aqueles que propoñan alternativas alleas a certos intereses.
    A mesaxe é tremenda: Ou participas nas decisións de consenso, ou quedas fora de xogo.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.