14 enero 2015

Los gobiernos europeos eluden combatir las raíces más sólidas del terror

El deterioro económico genera bolsas de miseria y conflictos sociales que a su vez
alimentan la desesperación, el nihilismo, la violencia y el fanatismo religioso
..
Las gobiernos de los países de la Unión Europea (UE) simulan o acaso creen hacer algo efectivo aplicando sólo medidas policiales para combatir la violencia de los fanáticos y de los desesperados.
[ver «Las raíces del terror: Morir por cerrar los ojos»]
Las soluciones autoritarias y "guerreras" no sólo ganan partidarios en las instituciones, sino que además cuentan con el apoyo de numerosos medios de información, por lo que apenas 72 horas después de la matanza de Charlie Hebdo decenas de millones de ciudadanos creen a las autoridades cuando dicen hacemos lo único que se puede hacer
Los miembros y altos cargos de los gobiernos de los veintiocho Estados miembros de la UE —proyecto en deconstrucción cuyo acervo político giraba en torno al progreso humano y la estabilidad socio-económica— se dividen en dos grupos: los que se enteran pero miran para otro lado y los que son incapaces de enterarse de que los fanáticos que han matado a diecisiete personas en París eran tres individuos criados en Europa, pero...
..
..
La respuesta de los grandes partidos de Europa es absurda: apuestan por establecer más controles sociales, someter el ejercicio de las libertades civiles a nuevos condicionantes y restricciones, movilizar al ejército e incluso hay quienes proponen abolir la libre circulación de las personas entre los Estados miembros de la UE, derogado el acuerdo de Schengen.
Para redondear la lista de estupideces que son inútiles a la hora de combatir la violencia política (o religiosa, tanto da), han puesto bajo sospecha a millones de ciudadanos. Todo ello adornado con palabrería que suena bien, nada más.
..
[En Siria y Nigeria, por citar sólo los dos casos más recientes, se han hecho fuertes Estado Islámico y Boko Haram, respectivamente, movimientos que pese a promover sendos proyectos totalitarios se han  beneficiado durante largo tiempo de la indiferencia, de la comprensión e incluso del apoyo de varios de los gobiernos de Occidente que ahora claman contra el islamismo e insisten en que hacemos lo único que se puede hacer… obviando que se lavaron las manos durante años]
..
Errores que en rigor no son tales, sino una táctica preconcebida
¿Es cierto que un mayor control social y la reducción del ámbito de lo privado permitirán acabar con las acciones violentas de "lobos solitarios"?, ¿es cierto que sólo con medidas represivas se puede erradicar el terrorismo?
No hace falta ser un experto analista ni ser miembro de un servicio de inteligencia para saber, siquiera intuir, que la respuesta es no.
Ceder a las fuerzas de seguridad prácticamente todo el protagonismo en la lucha contra la violencia de una vanguardia de "elegidos" que actúan en solitario o en grupos cerrados sin lazos organizativos estables entre ellos, tiene nombre: morir por cerrar los ojos.
¿Usted cree que los gobernantes son tan lerdos que ignoran el riesgo político que corren y el riesgo físico que corren los ciudadanos? No, claro que no lo ignoran.
Echan leña al fuego de las religiones porque es un fenómeno fácil de vender y permite esconder el origen real del problema y además, generalizados el miedo y la conmoción que causa la sangre derramada, estos días la doctrina de la seguridad se vende fácilmente
..
Pulsar sobre la ilustración para mejorar la resolución
Un acto «quedabién» para salir en la foto de París
El pasado sábado cuarenta jefes de Estado y de gobierno, así como otros cargos institucionales y líderes religiosos se reunieron en una calle de París sin abandonar sus despachos.
→ Eso es imposible, ¿acaso llevaban el despacho a cuestas?
→ Fue peor: llevaban la "actitud despacho" clavada entre ceja y ceja.
A lo que iba, el centenar de personas reunidas, sumando acompañantes, se colocó de forma adecuada en una amplia avenida parisina, posó para fabricar una foto que simulara su participación en la marcha en pro de las libertades, los figurantes charlaron entre ellos como si estuvieran en un cónclave ordinario, casi festivo, y los hubo que concertaron citas para abordar asuntos de ámbito bilateral ajenos al motivo de la convocatoria. Ni siquiera adoptaron criterios y medidas comunes para actuar coordinadamente y dar respuesta a los crímenes.
Horas después, cada cual regresó a su despacho para diseñar y aplicar las medidas correctoras y/o antiterroristas que haya estimado más convenientes y que nos permitirán detectar e impedir atentados, quizá no todos, pero hacemos lo único que se puede hacer
..
Además de absurdo, satanizar el islam es una temeridad
A los gobiernos de la UE les deben parecer irrelevantes datos tan elementales como este: el islam suma en torno a 1.600 millones de fieles, casi la cuarta parte de la población mundial, y es la fe mayoritaria en 49 países.
Hay otro detalle del que los hombres de Estado prescinden: los árabes suponen poco más del 20 % de los mahometanos (320 millones); el resto, casi 1.300 millones, son miembros de etnias y culturas muy variadas y repartidas en países de África y de la región Asia-Pacífico, la de mayor crecimiento económico y cuyas riquezas naturales de carácter estratégico multiplican por 10 las de Europa (excluido el gigante ruso).
Hay más detalles que a los hombres de Estado con el despacho entre ceja y ceja parecen importarles poco o nada, además de revelar escaso conocimiento del islam.
Por ejemplo: siendo cierto que en varios países del África mediterránea y del Próximo Oriente sus códigos penales y civiles han incorporado en mayor o menor grado principios religiosos (la sharia), resulta que los árabes no son los musulmanes más estrictos a la hora de aplicar los preceptos religiosos en sus actividades cotidianas, en las relaciones sociales, ni a la hora de entender el mundo. Los islamistas más escrupuilosos están entre los habitantes de Nigeria, Afganistán, Pakistán, India, Bangladés, Filipinas… ¡Indonesia!, el país de mayoría mahometana más poblado del mundo: 238 millones de habitantes.
En los países asiáticos no árabes, los musulmanes de Afganistán y Pakistán constituyen el paradigma, pues la inmensa mayoría de ellos estiman justificado el uso de la violencia para hacer cumplir los preceptos y para castigar a quienes los burlan.
Esa actitud no permite concluir que admitan con similar facilidad el uso de la violencia en las relaciones sociales o para dirimir diferencias entre países, cierto, pero hay millones de musulmanes que sobreviven en la miseria y la ignorancia, que nada tienen que perder y que sólo necesitan el empujón moral de un predicador avezado o de un líder respetado para justificar acciones contra el infiel que les "roba" la bauxita, el litio, el oro, el petróleo, la madera… ¡y que incluso saquean las pesquerías de sus mares!
..
La religión por si sola no conduce a la violencia
Lógicamente, el escenario es más complejo, tanto en el ámbito de lo colectivo como en el plano personal, pero el campo de cultivo está ahí, luce como el sol.
Está probado sin sombra de duda que el trío miseria, desesperación personal más mesianismo religioso (o ideológico) produce fanáticos dispuestos a todo, incluso a inmolarse para ganar el paraíso o el honor de ser héroes de la patria (caso de los kamikazes japoneses).
Sin embargo, en Europa hay algunos responsables políticos que promocionan la islamofobia y todos, incluidos los más sensatos, han relegado a segundo, tercer o cuarto plano un detalle capital en el que conviene insistir: los tres activistas que pusieron patas arriba París eran ¡franceses!; hijos de padres extranjeros, sí, pero ciudadanos de la república, criados en Francia y pese a esa condición llegaron a la conclusión de que la forma más correcta o provechosa de vivir era defender el islam, matar sin pestañear a diecisiete compatriotas y sacrificar sus vidas.
El peligro no es el islam, la religión es el ropaje. Casi todos los conflictos y también la violencia social son consecuencias de dos cánceres que de un tiempo acá se han agravado:
a) Los intereses privados que gobiernan la economía internacional, actuando sin control efectivo de ningún tipo por parte de los Estados ni de las instituciones creadas por ellos con esa teórica finalidad; y
b) La pobreza y la ignorancia reinantes en la mayoría de países (en casi todos los de mayoría musulmana) y en el Cuarto Mundo, formado por los sectores sociales más empobrecidos de los países industrializados: los ciudadanos que malviven sin empleo o sin horizontes, o sin ambas cosas en los banlieu parisinos, en los barrios periféricos de Londres, Lyón, Madrid, Milán, Munich y demás grandes ciudades del "rico" Occidente.
..
El Cuarto Mundo europeo gana población con inusitada rapidez
Los tres fanáticos que acabaron con doce vidas en el asalto a Charlie Hebdo, con la de una agente municipal y con las de cuatro clientes de un comercio de alimentación eran europeos y las causas de que haya cada vez más europeos intolerantes o "desesperados" radican en que no sólo es cada vez más profundo el abismo que separa a la clase alta de las clases medias (que se reducen) , sino que además la miseria se ha enquistado en la clase baja (cada vez más numerosa): los desheredados ya suponen el 10, el 20 y hasta el 30 % de la población de los países comunitarios. 
→ ¿Qué efectos tienen tan elevadas tasas de pobreza?
→ Varios, pero hay uno singularmente desestabilizador y destructivo: 
En Europa cada vez hay más personas, decenas de miles de personas, que están desesperadas, frustradas y/o resentidas: nada tienen que perder y nada les importa.
El siguiente paso es reforzar la fe, la ideología o las creencias de esas personas y dotarlas de la convicción de que pueden ser las liberadoras o vengadoras de algo, ahí entra en juego el líder, guía o instructor...
Para contrarrestar con éxito la labor de esos individuos y frustrar el proceso aquí descrito a vuela pluma no es necesario limitar derechos civiles, y lo que es más importante: nada justifica responsabilizar a una religión o a una ideología de las condiciones que hacen posible que una persona acabe convencida de que la solución pasa por matar al "enemigo".
..
..
INFORMACIÓN relacionada:
«EE UU anuncia una reunión mundial de alto nivel contra el terrorismo», vía Vozpópuli;
«El retorno del ex combatiente», por Ángel Alcalde, vía Esglobal;
«Europol cree que hasta 5.000 europeos han viajado para sumarse a la Yihad», vía lainformacion.com. 
..
ANÁLISIS:
«El Estado Islámico es de cartón piedra», por Carla Fibla, vía Contexto;
«La impertinencia en la restricción de libertades», por Alberto Vila;
«Contra el terror, libertad y eficacia», por José María Calleja;
«Dosier: Charli Hebdo, más allá de la masacre», por Alejandro Agostinelli;  
«Chapuzas 3.0», por Javier Valenzuela.
..
CON ANTERIORIDAD, en ImP:
«Ignominia en construcción: Quienes satirizaron a Mahoma son corresponsables de la matanza de Charlie Hebdo».

3 comentarios:

  1. Muy buena la entrada Félix y muy objetivo. Necesitamos resetear este Sistema económico criminal.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Félix una pregunta quería hacerte: es cierto que la familia de Federico García Lorca está en desacuerdo buscar sus restos? No pretendo desviar el tema que merece toda mi atención pero me gustaría saber qué tiene de cierto.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Todo lo que he leído al respecto indica que los familiares siempre se opusieron a la búsqueda de los restos del poeta. Los motivos reales de esa renuencia sólo los saben ellos.
      En 2009, El Mundo publicó un reportaje de Castro Villacañas, del que adjunto el domicilio, que a mi criterio (conste que no soy un experto en el asunto) es el que mejor respuesta da a tu pregunta.
      Enlace: http://www.elmundo.es/suplementos/cronica/2009/740/1261263603.html
      Saludos.

      Eliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.