17 mayo 2009

Corruptos y "listos" gozan de apoyo social

La corrupción existente en la Administración forma parte de la naturaleza de la sociedad española, según Julio Anguita (IU), que considera ese rasgo como el fruto de «una época de enriquecimiento fácil en la que [la corrupción] se veía como algo normal».
Con ánimo de complementar lo dicho por Anguita, cabe añadir que el fenómeno descrito tiene también otros antecedentes, pues durante el franquismo millones de españoles interiorizaron la necesidad de sobrevivir como fuera, actitud que al paso de los años se fue ampliando y maleando.
Poco a poco, las prácticas ventajistas y el popular enchufe y el clientelismo se convirtieron en resortes aceptados socialmente.
¿Se acuerda usted del estraperlo, de los alcaldes de barrio, de los delegados del Movimiento, de las licencias de importación y adjudicaciones de todo tipo concedidas siempre a dedo...?
..
El franquismo funcionaba como un reloj
Durante años y años el régimen carecíó de una oposición notable porque --además de la brutal y sistemática represión-- era una máquina de corrupción bien engrasada, tanto que los dirigentes de alto rango como los intermediarios ponían especial atención en tener tentáculos, que fueran extensos y estuvieran ¡satisfechos!
Así, la largamente practicada cultura de la supervivencia fue utilizada de base para construir la cultura del enriquecimiento, paso previo a la cultura del ventajismo y, a la postre, de la corrupción.
Hay una idea perversa que tenía y sigue teniendo crédito en amplios sectores sociales: Sólo un tonto desaprovecha la ocasión de hacerse rico...
..
¡Oh!, la comprensión!
Ese pasado también está estrechamente emparentado con la comprensión social, esto era y es fundamental. Tan bien cultivaron esa característica, que hoy persiste en gran medida y los listos y corruptos siguen gozando de un alto grado de comprensión.
Regresando a las declaraciones de Anguita, es obligado destacar que el ex líder de IU ha subrayado que, en cierta medida, los ciudadanos son corresponsables de los casos de corrupción que afloran, pues en numerosas ocasiones los electores "han apoyado y votado a políticos corruptos".
Aunque el asunto requiere análisis más detallado, sería absurdo negar que, en efecto, corruptos y listos gozan demasiadas veces de apoyo social.
Está mal visto decirlo, pero es verdad.
INFORMACIÓN puntual, en La verdad y Público.

3 comentarios:

  1. "en cierta medida, los ciu
    dadanos son corresponsables" de los casos de corrupción que afloran, pues en numerosas ocasiones los electores "han apoyado y votado a políticos corruptos".

    Totalmente de acuerdo con esta frase y aunque matizaría cosas que es bastante certero el texto.


    K,


    Marta

    ResponderEliminar
  2. Te copio y publico, ¿ok?

    Comentando, yo diría que te has quedado corto. No solo corruptos y listos, sino en general gentuza que no aporta nada. Y no solo es que cuenten con apoyos sociales, es que llegan a ser nuestro ídolos: todos queremos ser como ellos, caraduras que viven (de p$t@ madre) sin dar un palo al agua y sin proporcionar algo al resto de la sociedad.

    Pocas balas.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. A CHUCKY,
    De ImP se puede reproducir lo que se desee o se estime oprtuno, sólo hay dos condiciones o solicitudes:
    Citar la procedencia y que el bis de lo publicado no reporte beneficios económicos. Vamos, como todo blog que respete los criterios "fundacionales" de la Blogosfera.
    Un abrazo y gracias por tu atención.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.