19 diciembre 2009

Munilla, el obispo que coleccionaba "fichas policiales"

El nombramiento del nuevo obispo de Donosti-San Sebastián, José Ignacio Munilla, que tomará posesión del cargo el próximo mes de enero, ha levantado polvaredas de todo tipo, también políticas y partidarias.
En principio, ese tipo de polémicas versan sobre asuntos internos de una entidad privada y, por tanto, son exclusivos de los miembros, socios o afiliados de la organización de marras.
Pero hay un detalle del episodio que protagoniza Munilla que otorga al caso dimensión social, política e incluso jurídica. Veamos:
José Ignacio Munilla
Ya en Palencia, Munilla se acordó de esa carpeta informática y viajó a Zumárraga para copiarla y borrarla. Pero, al parecer, ya había trascendido su existencia, pues en declaraciones al portal catalunya-religio.cat el teólogo franciscano Joxé Arregi ha revelado que durante sus años como sacerdote en Zumárraga, el ahora obispo elaboraba y guardaba fichas de sus compañeros de presbiterio y de otros sacerdotes residentes en Euskadi.
Sabido es que la Iglesia Católica es un ejemplo paradigmático de funcionamiento interno antidemocrático y oscurantista, pero es su problema. Sin embargo, lo de Munilla trasciende el ámbito de esa organización y se convierte en asunto público porque el individuo se dedicaba --es lógico temer que lo siga haciendo-- a crear fichas pseudo-policiales de otros ciudadanos, que estos también sean curas no justificaría la acción.
¿Hacía o hace lo mismo con el resto de miembros de la comunidad católica o con otros ciudadanos ajenos a ella?
..
1ª ACTUALIZACIÓN (domingo 20 diciembre 2009):
El cura que sucedió a Munilla en Zumárraga, Xavier Murua, ha declarado que la acusación de Joxé Arregi "es una calumnia absoluta".
..
2ª ACTUALIZACIÓN (29 julio 2014):
Noventa y seis sacerdotes de la diócesis guipuzcoana  han suscrito una carta a Munilla instándole a que revise sus criterios, pues le acusan de haber propiciado el descrédito de la Iglesia Católica con sus actitudes y decisiones, pues actúa como si fuera dueño y señor de la diócesis.

4 comentarios:

  1. Muy fuerte lo de este Judas. No me extraña que quieran colgarlo simbólicamente. Apertas.

    ResponderEliminar
  2. En Palencia, su primera diócesis, ha dejado filias y fobias; más de estas últimas que de las primeras.Sus artículos en Diario Palentino, así como en distintos medios ultraconservadores en la Red, le han delatado.La otra Iglesia, la que sí entiende de tolerancia y verdadero amor al prójimo, se alegra de su marcha, aunque aquí, dado experiencias anteriores, estamos acostumbrados a aquello de "otro vendrá que bueno te hará".
    Los católicos de base alejados de la jerarquía siguen echando de menos a Nicolás Castellanos.

    ResponderEliminar
  3. El obispo MUNILLA dijo VERDAD

    Visto la virulencia conque religiosos, políticos, escritores, periodistas, teólogos, y demás gentes, se rasgan las vestiduras para “condenar” al obispo Munilla por lo dicho en la entrevista del día 14-01-10 en la SER, algo “gordo” y “verdadero” ha debido decir.

    ¿A ustedes les extraña los males de nuestra sociedad?: niños que desaparecen, chicas jóvenes terriblemente asesinadas, violaciones, mujeres acuchilladas por sus parejas, padres maltratados por sus hijos, profesores amenazados y despreciados por sus alumnos, robos con ensañamiento, divorcios, abortos, terrorismo, políticos corruptos, jueces prevaricadores, policías encubridores de delitos, financieros estafadores, empresarios que se quedan con lo ajeno, y pueden seguir… y en las escuelas “pretenden quitar los mandatos evangélicos”, con la aberración de sustituirlos por… ¡leyes humanas!-

    Un columnista, al que admiro, ha escrito refiriéndose al obispo: Eso de comparar la delicada situación española con la horripilante catástrofe de Haití no es solo una mentecatez, sino una blasfemia.- (aunque, advierte, puede ser un juicio temerario).-

    Es monstruoso pensar que el obispo Munilla pretende comparar la catástrofe de Haití, con la delicada situación española “¡despreciando a todos esos inocentes!”- ¿No habrá querido advertirnos de que nuestra sociedad, actúa con conductas “más perniciosas” que las catástrofes de este mundo?-

    También un teólogo, por lo dicho, “le reprende” y escribe: Para una persona que cree en Dios, lo más sagrado es la vida humana.-

    No será… ¿LA VIDA ETERNA?... y por ende la vida humana: que es sagrada para los que “creen” y para los que “no creen” en Dios.-

    El obispo de San Sebastián, en dicha entrevista, dijo la verdad.-

    ResponderEliminar
  4. AL ANÓNIMO,
    De entrada, sepa que el anonimato siempre resta credibilidad y valor a todo cuanto dice el que se esconce --aunque a veces, pocas, está justificado.
    Pero, obviemos esa circunstancia.
    ¿Qué tiene que ver lo que usted interprete de las palabras de Munilla con lo que él ha dicho?, ¿es usted el interpretador oficial de Munilla?
    Quienes justificaban a Stalin y a Pol Pot --por poner ejemplos de ideólogos teórícamente ajenos al medieval Munilla-- también reinterpretaban lo que sus líderes o "maestros" decían.
    Sin olvidar que para advertirnos --¡gracias!-- de los males españoles no hace falta decir sandeces.
    Además, ¿quién decide lo que son "males" y lo que son "bondades"?, ¿quién determina su gravedad?, ¿quién decide el modelo del bien y del mal?, ¿Munilla...?, ¿o acaso lo decide el ex nazi Benedicto XVI?
    ¿Tanto cuesta reconocer que Munilla es católico, pero que con sus declaraciones son las propias de un anti-cristiano?

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.