22 octubre 2007

Violencia brutal contra animales, ¡por dinero!

Vía Choiva Ázeda, bitácora de la asociación cultural del mismo nombre y cuyo ámbito de acción es la comarca de Ferrolterra, ImP ha obtenido el enlace a un vídeo cuyas escenas son extraordinariamente crueles: Muestran los incalifiables métodos que utiliza el hombre para sacrificar animales sin dañarles la piel y aprovechar el elevado precio que se paga por ellas... ¡para confeccionar tan pretenciosas como innecesarias prendas de vestir para seres humanos!
Quien esté interesado en conocer con más ejemplos el grado de brutalidad con la que es capaz de emplearse el homo sapiens con otras especies de la Tierra ¡con la única finalidad de hacer dinero!, puede visitar las ePáginas FurIsDead y People for the ethical treatment of animals.

7 comentarios:

  1. Pues mejor que no lo vea yo, puede arruinarme el día. Soy vegetariana desde los 6 años (para disgusto de mi familia), y con los años he aprendido dos cosas: a ser metepatas un día si y otro también y a no vestirme con la piel de otro. Colaboro en la campaña contra el uso de pieles y conozco el tema. Y aunque en la vida real soy persona tranquila cuando veo la extrema crueldad para vestirse con pieles, saco lo peor de mí, la parte más bruta se manifiesta. No lo soporto.

    Por cierto, no es lo único en lo que colaboro, además hago otras cosas. Lo digo porque se suele decir a los animalistas que sólo nos preocupan los "animales". Tengo ya la piel curtida en muchas batallitas para aguantar sandeces de poca monta.

    Vaya rollo que te lanzo un lunes a primera hora. Por cierto, mi compa Julia March aún es más fiera que yo en este asunto.

    Besos a flor de piel,

    Marta


    Hay un texto en la sección de Liberación animal con un cartel magnífico que dice mucho.
    El post se llama "Aquí está el resto de tu abrigo", es el cartel que enseñamos a los que defienden el uso de pieles.

    ResponderEliminar
  2. Marta, he de confesar que fui incapaz de ver el vídeo sin cerrar los ojos, lo hice en tres o cuatro ocasiones. No "milito" en ninguna organización dedicada a combatir la crueldad con los animales pero jamás he entendido la saña con la que son tratados incluso animales de compañía que la gente tiene en sus casas. Teníamos un siamés (preferiríamos un perro, pero vivimos en un piso), se murió hace ahora un año (con 14 de edad), tras dos intervenciones tuve que eutanasiarlo porque empezaba a sufrir sin remedio, y todos lloramos como críos. Tenemos las cenizas en la estantería del estudio... No te digo más. Inmediatamente fuimos a buscar otro (un persa rojiblanco) y ayer, cuando vi el vídeo de marras, necesité ir a mimosar un rato con él para reconciliarme con mi condición de ser humano. Un abrazo, Félix.

    ResponderEliminar
  3. No veré el video. He leído ya demasiado, he visto ya demasiados videos acerca de nuestra forma de tratar los animales. Las corridas de toros, las riñas de gallos, las riñas de perros, son también parte de esto y, yendo más allá, el box y otras formas violentas de "diversión".

    Sin embargo creo que deberíamos, por una vez, identificar donde está el origen de este tipo de cosas. ¿Está en los criaderos de animales, donde los crían para matarlos y comercializar las pieles? ¿O el origen está en quienes usan esas pieles?.

    Una vez y ya hace mucho tiempo hablaba con un amigo, viajero incansable del tipo de los que se encuentran en los libros de Jules Verne, acerca de la caza furtiva en África que, como sabes, amenaza acabar con varias especies animales.

    Mi amigo y yo llegamos a la conclusión de que, como siempre, la cuerda se corta por lo más delgado. Toda la fuerza de la ley cae, por lo general, sobre el cazador furtivo quien, si miramos las imágenes habituales, son gente que hacen eso porque es la forma que tienen de llevar de comer a sus familias, gente que gana apenas unos centavos de dólar por un producto que luego en el mercado alcanzará un valor de miles y miles.

    ¿Qué sucedería si se considerase ilegal el uso de pieles de animales salvajes o de criadero como adorno? ¿Qué sucedería si se considerase ilegal causar la muerte de un animal por un motivo diferente al de la alimentación, por ejemplo?

    Por supuesto lo dicho es utópico, quienes compran estas pieles tienen demasiada influencia como para permitir se aprueben leyes de ese tipo por lo que el problema, a todas luces, no tiene una solución práctica a corto plazo pero que no exista una solución al corto plazo no implica que quienes estemos en contra de este hecho nos quedemos callados y nos conformemos con ser simples testigos sin voz de la matanza.

    A todo esto, me gustaría conocer tu opinión acerca de el hecho protagonizado por el artista Habacuc Vargas, (ver: http://www.noticias24.com/vida/?p=736 ) quien dejó morir de hambre a un perro en una exposición de Managua para denunciar la hipocresía. Ver también: http://www.marcaacme.com/blogs/analog/index.php/2007/08/22/5_piezas_de_habacuc donde se comenta que, al revés de lo manifestado por el artista, sí hubo gente que pidió por el animal, a lo que él se negó.

    ¿Se puede usar la crueldad para protestar contra la crueldad?

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Creo que yo no voy a ver el vídeo. A veces uno se averguenza de que personas así sean de nuestra misma especie.

    ResponderEliminar
  5. Sergio: Rotundamnete no, no se puede protestar contra la crueldad con otra crueldad. Tu pregunta es retórica: no vale mezclar churras con merinas.
    Una cosa es cazar --al margen del método empleado para matar-- para comer y otra matar para hacer dinero. Dinero, por mucho que se empeñen (o nos epeñemos) no es igual a comida. Dinero = comida es una falacia economicista.
    Piensa, además, que el vídeo colgado en PetaTV está filmado ¡¡¡en Canadá!!!, no en los Grandes Lagos, ni en un rincón del altiplano boliviano o en las selvas de Birmania.

    ResponderEliminar
  6. Totalmente de acuerdo con vos Félix.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Pues yo sí he tenido estómago para ver el video y confieso que me ha pasado lo mismo que a ti, Félix. He tenido que cerrar los ojos hasta en cuatro o cinco ocasiones, morderme los dedos... y la carne de gallina. Esta noche seguramente tenga pesadillas, pero creo que ha merecido la pena. Me explico, por si hay malos entendidos: hasta ahora había visto fotografías más o menos llamativas en carteles y presentaciones de diapositivas (Power Point), pero creí (y sigo creyendo... al menos para mi) necesario ver la realidad tal cual más allá de enfoques, encuadres, saturación de color, etc. para alcanzar esa cota de sensibilidad que tengo ya demasiado elevada (ten en cuenta que fui enterrador 5 años y he visto mucho "material").

    Este video ha logrado superar esa barrera con creces y, si ya estaba en contra del uso de pieles, creo que en breve acabaré vegetariano (ya lo intenté hace años).

    Un abrazo.

    P.S. Aunque apenas comente por falta de tiempo, sigo tu "diario" con más interés que El País y su nuevo diseño. ;-)

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.