30 junio 2011

CGT, CNT, CSC y SO suman fuerzas para plantar cara a los mercados financieros

Confederación General del Trabajo (CGT), Confederación Nacional del Trabajo (CNT), Coordinadora Sindical de Clase (CSC) y Solidaridad Obrera (SO) han alcanzado un acuerdo de unidad de acción para responder a los recortes sociales y a la pérdida de derechos laborales que están imponiendo el Gobierno y el Parlamento españoles para contrarrestar una crisis económica que, en esencia, no es de origen laboral ni productivo.
Las instituciones del Estado español, razonan los cuatro sindicatos, están aplicando las políticas que impulsan los organismos internacionales --desde la UE hasta el FMI--, cuyas decisiones están al servicio de los mercados financieros, obviando el interés social y al margen de las personas.

1 comentario:

  1. Es desalentador ver cómo los gobiernos claudican ante las exigencias de entidades financieras y monetarias cuya preocupación capital -nunca mejor dicho- es asegurar los beneficios de "los mercados". Tal claudicación se hace a expensas de la calidad de vida de millones de ciudadanos, como estamos viendo de modo palmario en el caso de Grecia; y la excusa es que, de no actuar así, las consecuencias serían mucho peores. Pero es una excusa indudablemente miope, ya que hay OTRAS alternativas, y no son pocos los economistas que las mencionan y las divulgan.

    Algo queda muy claro de todas estas agresiones a las mayorías ciudadanas: que si una institución financiera puede OBLIGAR a un presidente de gobierno a abandonar su ideario, a cancelar su programa político y a incumplir las promesas electorales POR LAS QUE FUE VOTADO Y ELEGIDO, entonces en la Europa actual el concepto de "democracia" está viciado, caduco y vacío de contenido. Gobiernan las instituciones monetarias, y lo hacen dictatorialmente.

    Los "indignados" tienen mucha razón cuando denuncian la democracia falsa, incompleta, desvirtuada.

    ResponderEliminar

NOTA: En ImP no se publicarán injurias ni difamaciones, ni tampoco imputaciones de faltas o delitos sin aportar pruebas, datos judiciales o sentencia.
Sólo se publicarán los anónimos que a criterio del administrador sean de interés.